Juanma Moreno Bonilla presenta el gobierno del cambio con el empleo como objetivo prioritario

Juanma Moreno Bonilla presenta el gobierno del cambio con el empleo como objetivo prioritario
EFE

El candidato a presidir la Junta promete limitar el mandato de los presidentes y consejeros a ocho años

Maria Dolores Tortosa
MARIA DOLORES TORTOSA

Juanma Moreno ha prometido diálogo y se muestra dispuesto a liderar un «cambio conciliador» y moderado en Andalucía con un objetivo claro, mejorar la vida de los andaluces por encima de todo y de cualquier ideología política. El candidato a presidir la Junta de Andalucía ha pronunciado un discurso de perfil muy político en el que pese a tender la mano se ha mostrado también muy crítico con el gobierno saliente de los socialistas, que hoy han fletado autobuses para apoyar una manifestación de asociaciones feministas a las puertas del Parlamento donde se celebra la sesión de investidura del primer presidente que no será socialista, el primero de Andalucía oriental y el primero del Partido Popular.

Consciente de todo ello, Moreno ha apelado a la alternancia como el mejor «antídoto» para el desafecto de los ciudadanos hacia la política. Ha sido contundente al afirmar que su gobierno trae «reformas» y el «convencimiento» de que el desempleo «no es insuperable en Andalucía». «El objetivo prioritario de mi gobierno es el empleo», ha dicho. «La tarea más importante es crear empleo. Todo lo demás estará supeditado a crear empleo», ha enfatizado. Moreno ha esbozado una batería de cien medidas, la mayoría conocidas por formar parte del acuerdo firmado con Ciudadanos para el gobierno del cambio en Andalucía.

Entre ellas, Moreno ha prometido un amplio paquete de medidas de regeneración democrática, como la limitación a ocho años del mandato del presidente y de los consejeros de la Junta de Andalucía. Ha reiterado que su primera medida será un decreto con el que ampliar al 99% la subvención del impuesto de sucesiones y donaciones. Y «todas las reformas necesarias para que Andalucía y su administración sea el espejo en el que se miren todas las administraciones de España».

Moreno ha comenzado su alocución con el deseo de que se recupere pronto a Julen, el niño de Totalán (Málaga) caído en un pozo y al que se busca desde el pasado domingo. En su intervención ha recordado al fallecido diputado Antonio Garrido Moraga para comprometer el «ansiado sueño» del político y catedrático malagueño de que la cultura sea pilar primordial de la política de Andalucía.

El discurso de Moreno en la tribuna del Parlamento ha sido seguido por numerosos exdirigentes del PP andaluz, entre ellos Javier Arenas, Teófila Martínez y Gabino Puche. También se hayan representantes de los agentes sociales, como el presidente de la CEA, Javier González de Lara, y las secretarias generales de CCOO Andalucía y UGT Andalucía, Nuria López y Carmen Castilla. De entre los granadinos se encontraban Carlos Rojas, Antonio Ayllón, Juan Ramón Ferreira, Carolina González Vigo y Concha de Santa Ana, además de los parlamentarios granadinos.

Todo el discurso de Moreno Bonilla ha estado presidido por la idea del cambio y de la lucha contra el desempleo, que ha destacado como línea prioritaria de su gobierno.

Moreno ha tenido dos alusiones a Susana Díaz. Una indirecta, cuando ha recordado una frase de la presidenta saliente en campaña electoral al afirmar que conocía todo lo que pasaba en Andalucía desde «Pulpí a Ayamonte». «Quiero que todos los andaluces, desde Ayamonte a Pulpí, nos sintamos comprometidos a defender nuestra tierra y orgullosos de todos nuestros símbolos, los de Andalucía y los de España. Sin miedos y sin complejos», ha expresado Moreno. La otra mención ha sido directa y no viene reflejada en el discurso escrito remitido a los periodistas. Moreno se ha dirigido de forma directa a Susana Díaz, sentada aún en su sitio como presidenta en funciones en la bancada socialista: «Más allá de las diferencias, como candidato de la Junta de Andalucía, considero justo reconocer la labor suya y de su gobierno, más allá de los errores y aciertos, creo sinceramente que se realizó con las mejores intenciones. Mi mano está tendida hacia el grupo que abandonará el gobierno», ha afirmado.

Información relacionada