La Guardia Civil advierte sobre lo que debes hacer al comprar un robot de limpieza

La Guardia Civil advierte sobre lo que debes hacer al comprar un robot de limpieza

El Cuerpo avisa de las condiciones de privacidad y seguridad de estos productos

C.B.

Se han convertido en uno de los productos estrella de las casas en la actualidad. Hablamos de los robots de limpieza. Hoy en día existen los inteligentes y los eléctricos. Ambos recorren la casa aspirando o limpiando el polvo, sí, pero unos lo hacen de forma autónoma y otros no, al igual que unos incluso friegan el suelo.

Para informar al ciudadano de sus funcionalidades, la Guardia Civil ha lanzado un tuit en el que advierten de lo que se debe hacer cuando se adquiere un producto semejante.

«Lo 1º que hay que considerar son las condiciones de privacidad y seguridad. Una buena práctica es conectar estos dispositivos solamente cuando los necesitemos», informa el Cuerpo en su mensaje.

En este sentido, la Oficina de Seguridad del Internauta recalca lo siguiente:

«Lo primero que hay que considerar a la hora de comprar uno de estos dispositivos son las condiciones de privacidad y seguridad.

1. Servidor: Es muy importante que comprobemos con el fabricante si, efectivamente, se nos está dando un servicio a través de la nube o a través de un servidor particular al que se envían todos los datos recopilados por el dispositivo.

2. Uso de los datos: Otro aspecto fundamental es informarnos sobre qué datos son los que se van a compartir con el servidor, además del uso que se les dará.

3. Tipo de servicio: También conviene que preguntemos qué servicios, de los que ofrece el dispositivo, necesitan conexión con el exterior.

4. Seguridad: Otro punto a tener en cuenta, es que la conexión desde la nube puede ser un punto de entrada a nuestro hogar y por lo tanto un riesgo. Así, es interesante preguntar si los datos que van a compartirse estarán cifrados e informarnos sobre las medidas empleadas para garantizar su protección.

En general, una buena práctica es conectar estos dispositivos solamente cuando lo necesitemos y, si lo consideramos oportuno, restaurarlos al estado de fábrica cada cierto tiempo y solicitar el borrado de información a la compañía«.