La presidenta gana «más credibilidad» entre las filas del PSOE granadino

Delegados de la agrupación provincial del PSOE de Granada rodean a Susana Díaz tras el congreso regional donde fue elegida secretaria. /
Delegados de la agrupación provincial del PSOE de Granada rodean a Susana Díaz tras el congreso regional donde fue elegida secretaria.

Sin el referente de la líder andaluza, la agrupación provincial deja abierta a la militancia la decisión personal de apostar por cualquier candidato

DANIEL OLIVARES

La decisión de Susana Díaz ha roto la baraja. Si antes de conocer que la secretaria general del PSOE andaluz solo unos pocos sobre todo quienes están en su equipo de trabajo autonómico cerraron filas en torno a la posibilidad de que se presentara al próximo Congreso Federal como la principal favorita a suplir a Alfredo Pérez Rubalcaba al frente al partido en el territorio nacional, tras conocerse que la líder regional no dará finalmente ese paso es más difícil aún saber cuál será el sentido del voto de la mayoría de dirigentes del socialismo granadino.

relacionado

Al margen de eso, en líneas generales, la postura de Díaz ha gustado a muchos de los que se prestaron a valorar el paso atrás de la presidenta de la Junta de Andalucía. Para la secretaria general del PSOE de Granada, Teresa Jiménez, «es una decisión que demuestra que Susana Díaz antepone los intereses colectivos de Andalucía a los del partido», sobre todo, porque «cumple con la palabra y se reafirma en su compromiso» con la comunidad autónoma. Además, corrobora, a juicio de Jiménez, que «hay otra forma de hacer política y de gobernar, oyendo a la gente». Es también motivo para estar «tremendamente orgullosos» y el camino «para que la gente vuelva a confiar» en la política», al tiempo que es «la mejor manera de fortalecer el PSOE andaluz y el PSOE nacional y de contribuir al avance de Andalucía en unos tiempos tan complicados como los actuales».

Más directo, como es habitual en él, se mostró el secretario general del PSOE de la capital, José María Rueda, a quien le pareció «muy bien» la decisión de Susana Díaz. «Ya dije que no debía presentarse y me reafirmo», señaló Rueda a IDEAL. El dirigente, concejal en el Ayuntamiento de Granada, considera que Díaz y el PSOE andaluz pueden «influir decisivamente sobre el modelo» de partido que quieren en el ámbito nacional sin necesidad de que la líder autonómica se involucre directamente y tome las riendas de la directiva federal. Para Rueda, el socialismo de Andalucía debe y puede jugar «un papel fundamental en el socialismo nacional y en el socialismo europeo». Por eso, cree que Díaz «ha actuado con coherencia y corrección» para tomar «una gran decisión» con la que demuestra que «ha puesto por encima el sentido del deber» antes que la ambición política personal.

Un mujer de palabra

En una línea similar se expresó su compañero y portavoz municipal socialista en el Ayuntamiento de Granada, Francisco Cuenca, quien recalcó que le parece «lo mejor para Andalucía y Granada», no solo porque apueste por mantenerse en su tierra «sino por la credibilidad que concede a Andalucía y a Granada para seguir remontando» e inclinar la balanza hacia el PSOE en las próximas convocatorias electorales.

«Muy positiva» es también la decisión para la delegada del Gobierno de la Junta de Andalucía en Granada, Sandra García, porque «demuestra que es una mujer de palabra y que cumple su compromiso con Andalucía». Para García, «desde Andalucía se puede contribuir mucho a España» y, de este modo, Díaz «cumple en un momento en el que la política y los políticos estamos tan denostados». Su gesto le convierte «en una política de altura», por lo que los socialistas andaluces «podemos estar orgullosos».

Desde la Costa Tropical, la secretaria general del PSOE de Motril, Flor Almón, se mostró igual de satisfecha porque Susana Díaz haya decidido continuar al frente del PSOE-A y haya desechado la posibilidad de optar a convertirse en el referente nacional. «Me parece que esto la consolida en el liderazgo en Andalucía y también consolida su compromiso con nuestra comunidad autónoma». Para Almón, Susana Díaz ha sido «consciente de la importancia» de continuar en su tierra y ha puesto de manifiesto «un ejercicio de responsabilidad y coherencia».

En el norte de la provincia, el alcalde de Baza y compañero de la dirigente andaluza en la ejecutiva regional, Pedro Fernández, coincidió en señalar que «ha antepuesto los intereses del pueblo andaluz» a los del partido. «Tenía todas las opciones (de ser secretaria general) y ha optado por Andalucía. Para ella, Andalucía es lo primero», insistió Fernández.

Libertad de elección

¿Y ahora qué? ¿A quién apoyará el socialismo granadino una vez que la líder andaluza se ha retirado de la carrera por la secretaría general? Consigna de la dirección provincial, en principio, no la había. Y sin Susana Díaz como candidata, menos aún. La elección será secreta y el PSOE granadino no parece decidido a mostrar su apoyo directo a ninguno de los nombres que suenan. Tampoco a uno de sus compañeros de la agrupación provincial, José Antonio Pérez Tapias, el único candidato oficial hasta la fecha.

Para Teresa Jiménez, Pérez Tapias «tiene todos mis respetos, es un buen compañero y lo haría muy bien». Sin embargo, «va a contar con el apoyo de toda la agrupación en las mismas condiciones que todos los demás candidatos». Si es que los hay, finalmente. «Parte desde Granada y desde Andalucía, y estoy segura de que va contar con el apoyo de muchos compañeros. Pero como dirección provincial debemos salvar la neutralidad y garantizar la igualdad», matizó Jiménez.

En la capital, el secretario general, José María Rueda, es el único que se moja. Y Pérez Tapias no es su candidato. Lo es Patxi López, quien ya ha apuntado que no se presentará. A pesar de ello, Rueda insiste en esa opción. No quería que Susana Díaz diera el paso y está contento por ello. Si el dirigente vasco decide cambiar de parecer, en Granada ya tiene un voto.

El resto de los consultados aboga por esperar. Todos quieren conocer la baraja completa antes de decidir. También conocer sus propuestas y el modelo de partido por el que apuestan. Por Pérez Tapias no se decantó ninguno en principio, aunque todos le muestran su respeto. «Es paisano, le he tratado y le tenemos cariño», señaló Flor Almón. No obstante, la dirigente de Motril es de la opinión que tanto él como los nombres que han sonado como Eduardo Madina y Pedro Sánchez son candidatos «a la altura». Eso sí, la consigna es «libertad» total entre la militancia, como defendió Rueda, quien en cualquier caso ha convocado mañana una asamblea local para que los militantes «opinen».

 

Fotos

Vídeos