Ideal

La postura para dormir que está 'destrozando' tu salud

La postura para dormir que está 'destrozando' tu salud
  • Determinadas poses que muchas personas adoptan a la hora de meterse en la cama pueden ser realmente perjudiciales y provocar dolores

Dormir es imprescindible para rendir durante el día y para mantener un buen estado de salud. Pero las horas que pasamos durmiendo no son el único factor que influye en un buen sueño reparador, la postura también es relevante. De hecho, determinadas posturas que muchas personas adoptan a la hora de meterse en la cama pueden ser realmente perjudiciales y provocar dolores de espalda, así como fatiga, dolores de cabeza y otros perjuicios.

Posturas inadecuadas

1. Dormir boca abajo puede provocar dolor de cuello y espalda, puesto que la posición nos obliga a girar la cabeza hacia un lado, acumulando tensión en el cuello.

2. Poner las manos por encima de la cabeza, formando una estrella con el cuerpo, hará que presiones los nervios superiores de la espalda y provocará dolor en el hombro. No obstante, dormir sobre la espalda es bueno para que la columna vertebral descanse adecuadamente.

3. Dormir sobre el lado izquierdo y con los brazos extendidos causa dolor en el hombro, brazo y espalda. Además, se restringe el flujo de sangre, provocando presión sobre los nervios, así como en el estómago y los pulmones.

La postura para dormir que está 'destrozando' tu salud

4. Sobre el lado derecho también puede provocar los mismos dolores que sobre el izquierdo, aunque también puede provocar ardor de estómago. Las embarazadas, según los expertos, nunca deben adoptar esta postura.

5. La posición fetal puede causar dolor de espalda y de cuello. De hecho es una de las peores posturas, dada su falta de apoyo para el cuello y la columna y la curvatura de ésta.

Posturas adecuadas

1. Acostarse sobre el lado izquierdo y con los brazos a los lados ayuda a reducir el dolor de espalda y cuello, puesto que apoyas la columna con su curva natural.

2. Dormir sobre la espalda con los brazos a los lados también reduce el dolor.

3. Apoyar la espalda y poner una almohada debajo de las rodillas alivia el dolor de espalda considerablemente, puesto que el cuerpo se mantiene con su curva natural.

4. Dormir sobre el lado izquierdo y con una almohada entre las rodillas también reduce el dolor de espalda.

5. Y boca abajo, con una almohada debajo de las caderas, alivia el dolor y la tensión.

Temas