Ideal

Una profesora decide no poner deberes durante el nuevo curso y su propuesta se hace viral

La profesora Brandy Young junto a una de sus alumnas de primaria en Texas.
La profesora Brandy Young junto a una de sus alumnas de primaria en Texas. / FACEBOOK
  • '¡No más deberes para casa!'. Es el mensaje de la profesora Brandy Young para el nuevo curso escolar, que incluso mandó en carta a los padres

Brandi Young es una profesora de primaria de Texas, que estudió una propuesta para sus alumnos durante sus vacaciones de verano y el primer día del curso explicó a los alumnos su decisión a través de una carta que se ha hecho viral.

Podría ser el sueño de todo estudiante, muchos niños desearían no tener deberes durante todo el año y es justo lo que propone la profesora Brandi Young. La educadora empezó el nuevo curso escolar como cada año, pero esta vez ha decidido incluir un 'particular método de enseñanza': durante este curso ha decidido !no poner deberes a sus alumnos!.

Para explicar su decisión, Young envió a los padres de niños de segundo año de primaria una carta con su propuesta. En lugar de los deberes del colegio, la profesora pide a los padres que pasen más tiempo con sus hijos, que lean juntos, que cenen juntos, que jueguen al aire libre y que los acuesten temprano. La historia se hizo viral al instante.

En su carta, la maestra Young dice que para este ciclo escolar 2016-2017, los niños terminarán sus tareas dentro de las aulas y no dejará ejercicios pendientes para hacer en casa. Argumenta que prefiere que los niños pasen tiempo con sus padres y que se duerman temprano.

''Después de mucha investigación este verano, estoy intentando algo nuevo", escribió la maestra en la carta. "Los alumnos harán los deberes que no hicieron durante la jornada escolar pero no se añadirán nuevos ejercicios para hacer en casa. No se enviarán deberes extra este año", puntualizó

La carta fue publicada por Samantha Gallagher, una madre que está feliz con la nueva política de Brandi Young, la profesora de la escuela primaria Godley Elementary School. Gallagher comentó que jamás pensó que su publicación en facebook se hiciera tan popular. Al momento se ha compartido más de 73.000 veces en Facebook.

Young insta en su propuesta a que a las familias pasen tiempo con los niños haciendo actividades, y advierte que hay varias costumbres que hacen que los niños tengan más éxito durante su etapa escolar: cenar en familia, leer juntos, jugar al aire libre y hacer que los niños se vayan a dormir temprano.

"Estimados padres,

Después de hacer muchas investigaciones este verano, estoy probando una nueva propuesta. Los deberes para casa solo consistirán en terminar los ejercicios que los alumnos no terminaron durante la jornada escolar. No habrá tarea para casa asignada formalmente este año.

Este método que les propongo no garantiza que se mejora el desempeño de los estudiantes. En lugar de eso, les pido que pasen sus tardes haciendo cosas que sí está probado que se relacionan con el éxito de los estudiantes. Comer en familia, leer juntos, jugar en el exterior y acostar a sus hijos temprano."

"Estamos felices de que al final del día escolar, los pequeños vuelvan a casa y descansen y sea niños. Necesitan salir a jugar, hacer nuevos amigos y pasar más tiempo en familia", afirma la madre que publicó la fotografía en Facebook.

''Muchos profesores lo han hecho, otros deciden no hacerlo, porque si bien no hay pruebas reales de que el hacer la tarea mejore el rendimiento académico, tampoco hay pruebas realede lo contrario", advierte Irene Salas, exconsejera del Distritro Escolar de Fort Worth.

Según Salas, el director debe estar de acuerdo con el profesor para tomar este tipo de decisiones. También se ha pedido a la profesora que compruebe que los alumnos tengan éxito en clase. "Este asunto es una discreción entre el profesor y el director, pero hasta el momento no conozco a nadie que haya prohibido que no asignen tarea'', agregó.

La joven profesora afirma que ella hizo 'la regla de la no-tarea' porque el viejo sistema no estaba funcionando con sus estudiantes. Young aconsejó a los alumnos que trabajen duro cada día en calse, "cuando se van a casa tienen otras cosas que necesitan aprender". Su objetivo es intentar desarrollar a los niños y "alejarles de hacer el trabajo en lápiz y papel".

De acuerdo con la investigación del Centro de Educación Pública (CPE), el hecho de saturar a los niño con deberes extraescolares puede posibles efectos negativos por la disminución de la motivación y el interés de los estudiantes, por tanto perjudica indirectamente al rendimiento. Las 'tareas para casa' deben ser asignadas con "criterio y de forma moderada" asegura el centro.

"Sólo estoy intentando ser innovadora. Quiero ser una líder en mi clase", dijo la profesora Young,"Como madre y como maestra, me he dado cuenta de que no es necesaria mucha tarea , y que no es lo correcto para mis estudiantes'', asegura.