Ideal

Hammond admite que habrá turbulencias durante las negociaciones sobre el 'Brexit'

Philip Hammond.
Philip Hammond. / Oli Scarff (Afp)
  • El ministro británico de Economía avanza la necesidad de aplicar un nuevo plan económico que permita estimular la inversión

El ministro británico de Economía, Philip Hammond, ha admitido hoy que la economía del Reino Unido afrontará momentos de turbulencias, que ha comparado con una "montaña rusa", durante las negociaciones sobre el 'Brexit' o salida de la UE.

En unas declaraciones a la cadena BBC en el marco del congreso anual del Partido Conservador, en el poder, que se celebra en la ciudad inglesa de Birmingham, Hammond ha afirmado que esta situación le obligará a aplicar un nuevo plan económico que permita estimular la inversión y que dará a conocer el próximo noviembre.

Hammond ha hecho esta afirmación después de que la primera ministra británica, Theresa May, informase el domingo de que el Reino Unido activará el artículo 50 del Tratado de Lisboa, que establece un periodo de negociaciones de dos años sobre la salida de un país comunitario de la UE, antes de finales de marzo de 2017.

Con motivo del comienzo de esas negociaciones, el ministro de Economía ha agregadi que será necesario seguir manteniendo un control del gasto público, por lo que no se pondrá fin al plan de austeridad. "Debemos esperar algunas turbulencias al empezar este proceso de negociación. Habrá un periodo de un par de años, o tal vez más, en que las empresas tendrán incertidumbre sobre el estado final de nuestra relación con la Unión Europea", ha afirmado. "Durante ese periodo, necesitamos apoyar la economía para asegurar que se mantiene la confianza del consumidor, asegurar que la confianza empresarial es estable", ha explicado el ministro.

Montaña rusa

Además, Hammond se ha mostrado a favor de conseguir el acuerdo con la UE "lo más rápido posible" porque ello permitirá "restablecer certeza" a la economía y permitir la inversión de las empresas. "Pero creo que debemos ir a este periodo de negociaciones con una expectativa realista de las turbulencias que puede haber durante las negociaciones. La gente estará especulando, un día irá bien, un día no irá tan bien", ha subrayado el ministro. "Tenemos que esperar -ha agregado- un periodo en que la confianza subirá y bajará, tal vez como una montaña rusa, hasta que tengamos el acuerdo final, cuando las empresas y los consumidores entiendan la futura relación entre el Reino Unido y la UE".

En cuanto a si el Reino Unido tendrá acceso al mercado único si rechaza el libre movimiento de personas, Hammond ha dicho que es imposible saberlo de momento pues se trata de "una situación única". "No sabemos nada. Todo está sobre la mesa, todo está por discutirse", ha insistido el responsable de Economía a la cadena ITV. El ministro ha resaltado que el Reino Unido es la segunda economía de la UE y tendrá que establecer una "nueva relación" entre la economía británica y las del bloque europeo.

Sobre el control de fronteras, Hammond ha señalado a ITV que el Reino Unido estará a cargo de ellas pero ha considerado "absurdo" de momento pensar en tener visados para visitar otros países europeos.

Hammond interviene hoy en el congreso anual de los conservadores que empezó ayer y que ha estado centrado en el 'Brexit'. Una vez activado el artículo 50, se espera que el Reino Unido -que votó por el 'Brexit' en el referéndum del pasado 23 de junio- quede fuera del bloque europeo en la primavera de 2019.