Ideal

Muere la mujer agredida a martillazos por el marido en Motril

Concentración convocada en Motril tras conocerse la agresión, el 20 de mayo
  • Araceli Morales, de 60 años, recibió una brutal paliza a martillazos de manos de su marido, Francisco E. P., el pasado 20 de mayo sobre las 14.30 horas en el domicilio que ambos compartían en la calle Antillas de Motril

Araceli Morales ha fallecido en el Hospital de Traumatología esta madrugada. Esta mujer de 60 años recibió una brutal paliza a martillazos de manos de su marido, Francisco E. P., el pasado 20 de mayo sobre las 14.30 horas en el domicilio que ambos compartían en la calle Antillas de Motril. Araceli ingresó con un traumatismo craneoencefálico grave en la UCI de Traumatología esa misma tarde del 20 de mayo donde fue operada en una difícil intervención quirúrgica por profesionales de este centro que se han dejado la piel en estos quince días para recuperar la vida de esta mujer. La muerte se ha registrado esta madrugada y justo cuando su estado de salud mejoraba.

Tras el fallecimiento de una mujer en Almería, presuntamente asesinada por su marido el pasado sábado, podrían ser siete las víctimas mortales por violencia de género en lo que va de año en Andalucía. Los últimos datos oficiales computaban cuatro a fecha de 26 de mayo, más otro caso que tuvo lugar en San Roque (Cádiz) que permanece bajo investigación, al que hay que sumarle el de Araceli Morales.

Las casualidades de la vida han querido que fuera precisamente este sábado cuando la Policía Nacional hizo una reconstrucción de los hechos con el presunto asesino en el domicilio donde ocurrió la paliza mortal. El único acusado por la autoría de la agresión a martillazos, abogado separado de su ejercicio profesional, se encuentra en prisión desde el pasado 20 de mayo, tiene cincuenta años, llevaba doce conviviendo con la fallecida bajo el mismo techo y había sido denunciado por la víctima en el mes de enero de 2014 por un robo de joyas. El arrestado también fue acusado por una médica del centro de salud san Antonio de Motril por un delito de agresión sexual y atentando contra un funcionario público. Un tribunal lo condenó, aunque la pena no superó los dos años de cárcel por lo que no ingresó en prisión. Fue precisamente a raíz de esta condena por abusos sexuales, cuando la fallecida decidió poner punto final a su relación matrimonial de doce años e iniciar los trámites de separación.

IDEAL ha intentado hablar con familiares y han pedido que se les respete este momento, limitándose a confirmar el fallecimiento de Araceli Morales esta pasada madrugada. Esta mujer ha trabajado como profesora del CEIP Reina Fabiola de Motril durante tres décadas y ha dejado su impronta en centenares de jóvenes que pasaron por su aula a lo largo de este tiempo. Padres y madres de alumnos, profesorado y comunidad educativa en general mostraron su rabia por lo ocurrido el pasado 20 de mayo, tal y como recogió por aquel entonces este periódico.

La Policía Nacional acudió al domicilio de la víctima el pasado 20 de mayo tras ser avisada por una familiar que sospechaba algo raro después de que Araceli no contestara a las llamadas telefónicas.

Cuando los agentes entraron en el domicilio, se encontraron al detenido viendo la televisión en un sofá, mientras la víctima estaba en el piso superior de la casa tumbada en la cama y rodeada de un gran charco de sangre. Esto ocurría justo un día antes de que se celebrara el juicio por el divorcio de esta pareja. El presunto homicida, quien no trabajaba desde hacía años, exigía una pensión a la fallecida de 500 euros mensuales para consumar el divorcio.