Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
ALMERÍA - JAÉN - GRANADA | Personalizar edición | RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Granada

20.07.09 - 18:41 -

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
El grupo municipal de IU en el Ayuntamiento de Granada ha presentado un total de 22 alegaciones a la Ordenanza para la Convivencia , de las que cuatro solicitan su retirada íntegra y el resto se refieren a asuntos como la regulación de la mendicidad, el ofrecimiento de servicios sexuales y el uso del espacio público.
El edil del grupo municipal de IU, Francisco Puentedura, informó hoy en rueda de prensa de que estas alegaciones no parten de la negación de los problemas que existen en la ciudad ni de la falta de voluntad de la formación para solventarlos, sino de su oposición a la forma en que se plantea abordarlos.
El primer bloque de alegaciones de IU se refiere a todo el documento, del que piden su retirada íntegra por considerar que "no es necesario" y que ha sido elaborado sin respetar los límites que marca la Constitución y el Estatuto de Andalucía respecto a las competencias de los municipios.
En este sentido, IU consideró que el Ayuntamiento cuenta con ordenanzas suficientes para abordar los problemas que se recogen en la ordenanza y que podrían ser solventados con una aplicación mas efectiva de la misma y un refuerzo de la presencia policial.
La formación también opinó que hay demasiados conceptos jurídicos imprecisos, que dejan un amplio margen de discrecionalidad al agente de la autoridad para sancionar al ciudadano o turista en Granada por múltiples causas.
Así, ha presentado un total de 18 alegaciones parciales en las que solicita, por ejemplo, la supresión del capítulo referente al uso inadecuado de juegos en el espacio público y de las conductas que adopten formas de mendicidad, así como del artículo que sanciona el uso de la vía pública para el ofrecimiento y demanda de servicios sexuales.
La regulación de la actividad de los artistas callejeros y la colocación y reparto de pancartas y folletos también han recibido alegaciones de la formación, que defiende la separación de los problemas originados por el vandalismo o la ciudadanía irresponsable de lo que es expresión en el espacio público de situaciones de exclusión social.
Desde IU se consideró que "no ha habido un debate sobre la definición del espacio público y que incluir determinadas actividades o conductas como objeto de sanción por el uso del espacio público es desproporcionado y gravemente discriminatorio".
A su juicio el espacio público es de todos y restringir la actividad cultural y artística en la calle calificándola como una ocupación de la vía pública "trae consigo un perjuicio en la convivencia y el civismo empobreciendo así la ciudad".
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Descuentos
Vocento
Proveedor Servicios InternetRSS