Patrocinado

¿Cuándo tengo que cambiar mis neumáticos?

¿Cuándo tengo que cambiar mis neumáticos?
Evitar accidentes o percances está en tu mano
A.Á.

Es una buena idea revisar mensualmente los neumáticos de nuestros vehículos, la profundidad y el estado de la banda de rodadura, la presión, los daños en los flancos y cualquier signo de desgaste irregular, pero ¿cómo puedo saber cuándo tengo que cambiar los neumáticos?

Pues bien, es algo relativamente sencillo, cuando la altura de la goma del dibujo llega al nivel del indicador, es muy probable que la profundidad del dibujo esté cerca del límite legal de 1,6 mm, o por debajo del mismo. Los fabricantes recomiendan cambiar los neumáticos antes de que lleguen a ese límite. Además de poco seguros, podrías ser multado.

Aunque el resto de la banda de rodadura tenga más de 1,6 mm, debes adaptar la velocidad y el estilo de conducción a las condiciones externas, especialmente en carreteras mojadas.

Signos de envejecimiento

Los neumáticos no tienen una duración de envejecimiento predecible. No importa cuándo se hayan fabricado. Hay muchas circunstancias que afectan a la vida del neumático como la temperatura, el mantenimiento, las condiciones de almacenamiento y uso, la carga, la velocidad, la presión así como el estilo de conducción. Todas ellas afectarán en gran medida a la vida útil que se puede esperar de un neumático.

Por estos motivos, te recomendamos que prestes especial atención al aspecto externo de sus neumáticos para detectar cualquier signo de envejecimiento o fatiga. Un envejecimiento excesivo de los neumáticos puede conllevar una pérdida de agarre. Un profesional nos aconsejará si los neumáticos pueden seguir utilizándose o no.

Por otro lado, los neumáticos pueden resultar gravemente dañados si chocan contra un objeto sólido en la carretera como un bordillo, bache u objeto puntiagudo. El neumático no debe repararse de ninguna manera en los siguientes casos:

-Pinchazos en el flanco

-Aro del talón a la vista o deformado

-Gomas o lonas despegadas

-Gomas o lonas con pliegues

-Deterioros provocados por hidrocarburos o productos corrosivos

-Asperezas o jaspeaduras de las gomas interiores provocadas por un rodaje a presión insuficiente.

Si ya es hora de cambiar tus neumáticos, no lo dudes , ponte en manos de un profesional. Ahora, canjeando el código promocional Norauto que ofrece Descuentos Ideal podrás conseguir un ahorro extra en tus visitas al taller.