La rectora de la Universidad de Granada pide a la Junta que se revise el presupuesto

Pilar Aranda toma posesión en el Palacio de San Telmo ante Juanma Moreno, presidente de la Junta/EFE
Pilar Aranda toma posesión en el Palacio de San Telmo ante Juanma Moreno, presidente de la Junta / EFE

Pilar Aranda toma posesión en San Telmo en un acto en el que renueva su compromiso en defensa de la Universidad pública

ANDREA G. PARRA

Pilar Aranda tomó, este lunes, posesión como rectora de la Universidad de Granada en el Palacio de San Telmo en Sevilla en un acto concurrido. Juanma Moreno, presidente de la Junta de Andalucía, le ofreció a Aranda «toda la colaboración y apoyo del Gobierno andaluz» y la rectora ofreció «la máxima lealtad institucional». Fue testigo de esas palabras, en primera línea, el consejero de Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad, Rogelio Velasco; y autoridades del mundo universitario de Andalucía, como los responsables de la Pablo Olavide, Málaga, Jaén, Almería y la Universidad Internacional de Andalucía; así como el equipo de gobierno de la universidad granadina; la consejera de Fomento, Marifrán Carazo, en su condición de granadina; y otros muchos representantes del ámbito académico.

La catedrática de Farmacia, reelegida el día 8 de mayo, renovó su compromiso con «más ilusión que hace cuatro años». Asimismo, subrayó, con un tomo firme, su compromiso con la «defensa de la Universidad pública. Un bien que debemos cuidar. Una institución que vertebra la sociedad». Aludió en diferentes ocasiones al papel de ascensor social de la misma. En esa renovación, tras prometer el cargo, insistió en su compromiso con el estudiantado, la transferencia de un conocimiento de excelencia, el trabajo para ejercer un liderazgo social y con todos los trabajadores de la universidad.

«Hay que diseñar una política científica nueva, nuevos títulos y modernizar la Universidad» Pilar Aranda | rectora de la ugr

Por supuesto, no se olvidó de hacer referencia al compromiso con los proyectos del «presente y del futuro». Entre ellos, el acelerador de partículas. Dio las gracias al presidente y al consejero por el compromiso y apoyo en este proyecto. Y, pidió que se avance en el desarrollo del Parque Tecnológico de la Salud. La inclusión y la universidad que apueste por la igualdad seguirá siendo su línea de actuación, lo mismo que la defensa de la autonomía universitaria. Si bien, referenció que «realmente no existe porque dependemos de una normativa que nos constriñe y ata», y se refirió a leyes como la de contratación. Aranda habló de la ciencia porque «todo es ciencia». Desgranó investigaciones para dar respuesta a enfermedades como el cáncer, pero también aportar soluciones a la inmigración o a una Europa mejor, entre otras muchas respuestas.

En su discurso, la rectora, que recordó sus inicios en la universidad allá por 1975, habló de las fortalezas en investigación, docencia, internacionalización y diferentes servicios, y se detuvo en que «juntos aportamos más». Recordó que el proceso de Bolonia ha supuesto un gran «esfuerzo» y apuntó a la necesidad de un marco de financiación «estable», mejorar la internacionalización, captación de talento, investigación, entre otros aspectos.

La rectora de la institución universitaria granadina fue, además, muy directa al dirigirse al presidente de la Junta de Andalucía y al consejero Rogelio Velasco, a los que les solicitó que se revise y se trabaje por «un presupuesto estable que permita una planificación». No fue la única petición, requirió diseñar una política científica nueva, nuevos títulos universitarios y modernizar la universidad en cuestiones burocráticas.

«Te ofrezco toda la colaboración y apoyo del Gobierno andaluz. Todos estamos orgullosos de la UGR, no solo en Granada» Juanma Moreno | presidente de la junta

Juanma Moreno dijo que «no era un acto cualquiera porque se trata de una de las universidades más importantes no solo en Andalucía sino en el conjunto de España y de Europa». Dio la enhorabuena a Aranda y recordó que fue, hace cuatro años, la primera mujer en ser rectora de la universidad granadina en sus casi 500 años de historia. Moreno destacó el compromiso «firme y leal» con la educación superior del Gobierno andaluz.

Un sistema «más justo»

El presidente de la Junta de Andalucía admitió que es necesario «buscar un sistema de financiación más justo y adaptado a las necesidades» de las universidades. «Estamos en ello y vamos a trabajar», ratificó.

Dijo, en general, que «hay margen de mejora, como lo hay en todo» en cuanto al presupuesto. Explicó que las diez universidades públicas andaluzas van a disponer de un total de 1.622 millones de euros, 1.582 millones procedentes del modelo de financiación, más otros 40 millones de los remanentes no afectados. Los rectores andaluces, en los que está integrada la UGR, enviaron la semana pasada un comunicado en el que consideraban «insuficiente la dotación presupuestaria de la Junta de Andalucía para atender gastos estructurales y proponen modificaciones presupuestarias en trámite parlamentario».

Este martes se celebrará el acto de toma de posesión de los vicerrectores en el Hospital Real. La rectora ha creado un nuevo vicerrectorado nuevo, el de Política Institucional y Planificación, en este segundo mandato. El resto se mantienen. En total son ocho vicerrectorados. El equipo principal lo integran nueve hombres y nueve mujeres.