Un policía disfrazado de pizzero detiene a un peligroso mafioso

Roberto Manganiello, miembro del clan camorrístico de los Marino y bajo orden de busca y captura desde 2013, fue arrestado tras pedir comida a domicilio mientras veía un partido de fútbol con su amante

EFEROMA

El mafioso Roberto Manganiello, entre los cien criminales prófugos más peligrosos de Italia, fue detenido la pasada noche mientras veía un partido de fútbol mediante una operación en la que participó un policía disfrazado de pizzero.

El ministro del Interior, Angelino Alfano, ha celebrado hoy la captura de este supuesto miembro de la Camorra, la mafia napolitana, en busca y captura y que, pese a su condición de prófugo, gestionaba canales para el tráfico de estupefacientes y ejercía la extorsión.

Manganiello, de 34 años, pertenece al clan camorrístico de los Marino y estaba bajo orden de busca y captura desde el 2013, acusado de un doble homicidio en 2004 que originó la primera guerra entre clanes mafiosos del barrio napolitano de Scampia.

Se escondía en un apartamento de Orta d'Atella, en la provincia de Caserta (sur), y anoche se encontraba viendo el partido Inter-Nápoles junto a su amante, han informado los medios locales. En ese momento, un agente de policía disfrazado de pizzero llamó a la puerta para entregarle comida a domicilio, dando así inicio al dispositivo de detención, que se produjo sin mayores incidentes puesto que el mafioso no estaba armado y no opuso resistencia