EE UU pide más dinero a Corea del Sur para mantener el despliegue de sus tropas en el país

Un avión u-2 de inteligencia estadounidense despega de la base Humphreis, een Corea del Sur./EFE
Un avión u-2 de inteligencia estadounidense despega de la base Humphreis, een Corea del Sur. / EFE

Seúl abonó 924 millones de dólares por la protección de Washington, lo que supone un aumento del 8,2% de lo pactado en los últimos cinco años

COLPISA/AFPSeúl/Washington

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció este miércoles que su administración está negociando con Corea del Sur que pague una cantidad «sustancialmente mayor» a Washington por su protección de Corea del Norte. La petición de un mayor desembolso económico por parte de Seúl se produce en medio de una escalada de tensiones en la península asiática con el lanzamiento de proyectiles de corto alcance desde Corea del Norte.

«Durante las últimas décadas, Corea del Sur ha pagado muy poco a Estados Unidos, pero el año pasado, por petición del presidente Trump, Corea del Sur pagó 990 millones de dólares», tuiteó el presidente norteamericano. «Empezamos las negociaciones para aumentar el pago a Estados Unidos. Corea del Sur es una nación muy rica que ahora siente la obligación de contribuir a la defensa militar que Estados Unidos le ofrece. ¡La relación entre ambas naciones es extraordinaria!».

Los dos países han mantenido una alianza de seguridad desde la guerra de Corea (1950-1953), que terminó con un armisticio -y no con un tratado de paz- y que dejó estacionados más de 28.000 militares estadounidenses en el sur para proteger a Seúl de una hipotética agresión desde Pyongyang.

Trump ha quejado en repetidas ocasiones del gasto que supone mantener las tropas estadounidenses en la península coreana, así que Seúl aceptó en febrero aumentar el pago a Washington de 850 millones de dólares a 924 millones en 2019 para mantener el despliegue en su territorio, un aumento del 8,2% respecto al pago pactado en los últimos cinco años. La disputa generó dudas sobre si Trump podía utilizar el asunto económico para retirar a sus tropas.

Advertencias de Kim

El martes, Corea del Norte lanzó al mar dos proyectiles que «se supone que son misiles de corto alcance», el cuarto lanzamiento de misiles en menos de dos semanas. El mandatario norcoreano, Kim Jong-un, dijo que los misiles eran una advertencia a Washington y Seúl por sus juegos de guerra conjuntos, según informó la agencia estatal KCNA el miércoles.

Los militares surcoreanos y estadounidenses comenzaron el lunes ejercicios conjuntos simulados por ordenador, para probar la capacidad de Seúl para tomar el control de las operaciones en caso de guerra. Los ejercicios se llevan a cabo a pesar de que Pyongyang avisó que pueden poner en peligro las negociaciones nucleares entre Estados Unidos y Corea del Norte.