Salud activará tras el verano uno de los equipos oncológicos que donó Amancio Ortega en 2017

Una de las máquinas que ha donado Amancio Ortega a Sanidad./José usoz
Una de las máquinas que ha donado Amancio Ortega a Sanidad. / José usoz

El Virgen de las Nieves ultima la adecuación del 'búnker' en el que se encuentra la máquina para que comience a atender a los pacientes

PILAR GARCÍA-TREVIJANOGranada

La provincia cuenta con dos de los dispositivos donados por Amancio Ortega para eliminar el cáncer que Podemos ha puesto en el punto de mira. La formación morada suscitó polémica con sus declaraciones al tachar de «limosna» la contribución del magnate de Inditex a la sanidad pública. El Hospital Universitario Virgen de las Nieves enciende a diario desde 2018 uno de los dos aceleradores lineales de electrones (ALE) para atender a 500 pacientes aquejados de todo tipo de tumores cada año. El otro aún no se ha instalado.

La máquina ha permitido reducir los tiempos de respuesta en el tratamiento de los pacientes que no son candidatos a una cirugía y se espera que la segunda aportación de la fundación también beneficie a un gran número de usuarios. Dos años después de su adquisición, la delegación de Salud desembala el acelerador y prevé activarlo tras el verano. La puesta en marcha de los aparatos obliga a adaptar espacios por lo que se dio de plazo hasta finales de 2019 para que el segundo dispositivo comenzara a trabajar. La donación cubrió una necesidad sanitaria de la provincia, ya que las dos máquinas de radioterapia del Virgen de las Nieves estaban obsoletas. El acelerador dará tratamiento a las patologías tumorales más frecuentes, como son el cáncer de mama y de próstata, además de técnicas radioterápicas más complejas. Su hermano gemelo aplica desde el mes de marzo un método (estereotáxica) que permite localizar puntos exactos de la cavidad craneal y aplicar en ellos radiación. Cuando el 'nuevo' acelerador esté activo, la ciudad contará con cuatro dispositivos para eliminar el cáncer. Además de la maquinaria del Virgen de las Nieves, el PTS tiene dos equipos oncológicos. La cesión de estos aparatos es fruto de un convenio subscrito en abril de 2017 entre la Fundación Amancio Ortega y la Junta por valor de 40 millones de euros. Salud decidió entonces renovar con la inversión la tecnología destinada a los tratamientos y al diagnóstico del cáncer y dispuso que Granada albergaría dos de los doce aparatos de radiación.

Respuesta de la fundación

Tras las controvertidas declaraciones de Podemos, una oleada de médicos y pacientes salieron a defender sus ventajas. Victorino Girela, presidente del sector de Sanidad del CSIF se suma a este alegato y agradece «este acto de generosidad y solidaridad loable». Girela apunta que los aceleradores, valorados en torno a dos millones de euros, han ayudado a muchos granadinos a curarse de la enfermedad que afecta a cerca de 200.000 personas al año. «Una colaboración público-privada que pueda ofrecer ayuda sanitaria a todos los españoles es más que bienvenida. No se puede hacer política con la salud de las personas», concluye.

IDEAL pudo hablar ayer con la Fundación Amancio Ortega (FAO). La entidad desconoce el valor de cada acelerador al ser el propio SASel que convoca el concurso público y decide a qué se destina la inversión. Sobre las declaraciones de Podemos y la oferta del consejero de Salud de poner a disposición de la fundación los institutos de investigación para desarrollar fármacos, la entidad aseguró que no hará declaraciones.