Cuatro centros de salud granadinos comienzan a pilotar el Plan de Accesibilidad a Primaria

Centro de salud de Órgiva/Rafael Vílchez
Centro de salud de Órgiva / Rafael Vílchez

Órgiva, Albuñol, Huétor Tájar y La Caleta serán los que comiencen a desarrollar el plan con el objetivo de adecuar los tiempos de consulta y las estructuras de las agendas de los médicos y enfermeras

E. P.Granada

Los centros de salud de Órgiva, Albuñol, Huétor Tájar y La Caleta serán los que comiencen a desarrollar en la provincia de Granada el Plan de Accesibilidad a Primaria de la Consejería de Salud y Familias con el objetivo de adecuar los tiempos de consulta y las estructuras de las agendas de los médicos y enfermeras.

Este plan de Accesibilidad a Primaria se sustenta en la desburocratización, la mejora en la gestión de agendas y el triaje (o clasificación de los casos) para identificar citas no demorables, según informa la Junta.

El pilotaje comienza este lunes en todas las provincias, de tal forma que los profesionales tengan un mínimo de siete minutos por paciente, media hora al día para telemedicina, 15 minutos para pacientes programados y complejos y un tiempo para investigación y formación.

En la provincia de Granada se ha determinado que sean los centros de salud de Huétor Tájar y La Caleta, adscritos ambos al Distrito Sanitario Granada Metropolitano, y los de Órgiva y Albuñol, integrados en el Área de Gestión Sanitario Nordeste de Granada, los que comiencen a desarrollar el nuevo modelo de gestión.

El delegado territorial de Salud y Familias, Indalecio Sánchez-Montesinos, ha remarcado la importancia de la atención primaria como puerta de entrada al sistema sanitario y ha señalado que «la debilidad de este nivel asistencial colapsa la atención hospitalaria, de ahí que el Gobierno andaluz intente reforzarla».

Medidas

Las medidas del Plan de Accesibilidad se basan en la reorganización de los tiempos y de las funciones de los profesionales para lograr mejorar la atención a la ciudadanía. Entre ellas, destacan que las agendas se limitarán a 30 pacientes al día con cita previa, la mitad del número de citas a las que se llegaba en ocasiones hasta ahora.

Con estas mejoras, la Junta busca «dar respuesta a la petición demandada por los profesionales de aumentar el tiempo que pueden dedicar a los pacientes en consulta, además se facilitará la formación de los profesionales, ya que se incluirá en su agenda tiempo para formación y se eliminarán los trámites administrativos que actualmente realiza el personal relacionados con certificados de asistencia y de incapacidad temporal».