Un joven resulta herido en Granada tras recibir un disparo de un motorista que se dio a la fuga

Imagen de archivo de la calle Molino Nuevo. /R. L. P.
Imagen de archivo de la calle Molino Nuevo. / R. L. P.

Los hechos sucedieron a las 3.30 horas de la pasada madrugada del jueves en la calle Molino Nuevo de la capital

J. R. VILLALBAGranada

Un joven de 32 años recibió un impacto de bala en la pierna a las 3.30 horas de ayer jueves en la calle Molino Nuevo de la capital granadina. El autor de esta tentativa de homicidio iba encapuchado y conduciendo una moto negra. Tras disparar a su objetivo se dio a la fuga. Policía Nacional confirmó ayer los hechos y, de momento, hay una investigación abierta para localizar a este sujeto.

El herido tiene 32 años y estuvo ingresado en el área de Observación de un hospital granadino toda la madrugada y mañana de ayer jueves, para recibir el alta médica sobre las 13.30 horas. El disparo fue limpio con entrada y salida de proyectil, sin necesidad de que pasara por el quirófano para extraerle la bala. Policía Nacional se hizo cargo la pasada madrugada de esta investigación y en el momento de los hechos pidió colaboración a Policía Local.

De momento, se desconocen las causas de esta tentativa de homicidio aunque no se descarta que detrás de este nuevo hecho delictivo haya algún asunto vinculado con la marihuana. Sólo es una hipótesis.

Se trata del tercer herido de bala en apenas 48 horas tras el tiroteo del martes

Lo cierto es que se trata de la tercera persona herida de bala en apenas 48 horas en la capital granadina. Este joven se suma a las dos mujeres heridas en la madrugada del pasado martes. Estas dos víctimas resultaron alcanzadas, al parecer de forma accidental, por los disparos que iban dirigidos a un conductor que era perseguido por otros dos coches desde los que abrieron fuego contra el turismo. El conductor perseguido logró salir ileso pese a que su vehículo registró catorce impactos de bala. Las dos mujeres recibieron las balas cuando iban andando por la calle Antón Calabrés de la barriada de La Paz.

La víctima recibió el alta médica ayer a primera hora de la tarde en un hospital granadino

También el pasado 26 de julio se registró otro tiroteo junto al centro de salud de Almanjáyar en la calle Pintor Joaquín Capulino Jáuregui, una calle paralela a Molino Nuevo. Los autores de estos disparos iban encapuchados y se dieron a la fuga. No hubo detenidos ni tampoco heridos, aunque la Policía Nacional sí encontró los casquillos de bala.

Distintos tiroteos

El disparo recibido ayer por el joven de 32 años no se sabe con qué puede estar relacionado, según han señalado desde la Policía Nacional, pero el balaceo registrado la madrugada del martes podría estar vinculado a los tiroteos registrados el pasado mes de junio en la Zona Norte de la capital granadina en los que hubo distintos detenidos. En aquel mes de junio, el mismo sujeto que logró salir ileso en la madrugada del martes recibió la visita en su propio domicilio de unos pistoleros que abrieron fuego, con la suerte de que no hirieron a nadie. Dos veces ha sido objetivo de disparos.

Las mafias de la marihuana y los robos entre ellas de las plantaciones suelen esconderse detrás de muchos de estos tiroteos. Granada, una de las provincias españolas más castigada por el cultivo de cannabis, ha visto en los últimos años cómo han aumentado los tiroteos y las extorsiones protagonizadas por estas mafias, tanto en la capital granadina como en otras localidades de la provincia donde estos clanes operan con la marihuana a gran escala. Este narcotráfico ha traido consigo mayor presencia de armas de fuego.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos