"Existe una desconexión entre la Universidad y los departamentos de recursos humanos"

El director de IDEAL, Eduardo Peralta (tercero por la izquierda), dirige el debate con los ponentes. /ALFREDO AGUILAR
El director de IDEAL, Eduardo Peralta (tercero por la izquierda), dirige el debate con los ponentes. / ALFREDO AGUILAR

IDEAL y la Cámara de Comercio de Granada celebran una nueva edición de sus desayunos formativos, centrado en esta ocasión en 'Nuevo empleo y nueva formación'

ANTONIO SÁNCHEZGRANADA

El mundo laboral está en un ciclo continuo de renovación. Una montaña rusa de la que no todas las empresas son conscientes, pero que despertó las alertas hace varios años en la mayoría de departamentos de recursos humanos para estar al tanto de lo que demandan de los clientes y lo que pueden aportar los futuros trabajadores. Un reto complejo para las sociedades ya que las universidades "no están siendo capaces de formar a personas capacitadas para trabajar debido a la importante desconexión que existe entre la Universidad y los departamentos de recursos humanos".

En una nueva edición de los desayunos formativos que organizan la Cámara de Comercio de Granada y el periódico IDEAL, centrado en esta ocasión en 'Nuevo empleo y nueva formación', los diferentes ponentes han dibujado el estado de las empresas y los departamentos encargados de la detección y la contratación del talento y han coincidido en el largo camino que queda por recorrer en España para acompasar el sistema educativo –desde Infantil hasta su época universitaria– a la realidad laboral que se encuentran los graduados cuando abandonan las aulas.

El mundo laboral está en un ciclo continuo de renovación. Una montaña rusa de la que no todas las empresas son conscientes, pero que despertó las alertas hace varios años en la mayoría de departamentos de recursos humanos para estar al tanto de lo que demandan de los clientes y lo que pueden aportar los futuros trabajadores. Un reto complejo para las sociedades ya que las universidades "no están siendo capaces de formar a personas capacitadas para trabajar debido a la importante desconexión que existe entre la Universidad y los departamentos de recursos humanos".

En una nueva edición de los desayunos formativos que organizan la Cámara de Comercio de Granada y el periódico IDEAL, centrado en esta ocasión en 'Nuevo empleo y nueva formación', los diferentes ponentes han dibujado el estado de las empresas y los departamentos encargados de la detección y la contratación del talento y han coincidido en el largo camino que queda por recorrer en España para acompasar el sistema educativo –desde Infantil hasta su época universitaria– a la realidad laboral que se encuentran los graduados cuando abandonan las aulas.

Aitor Vinos, vicepresidente y encargado de Recursos Humanos en NGA Human Resources, ha explicado que el problema, "pero a la vez la solución" de esta descoordinación entre lo académico y lo laboral es la globalización. "Lejos de mirarlo con miedo, en NGA lo afrontamos con esperanza. Ahora existe más competencia, te enfrentas a empresas de Serbia y tienes que innovar, hacer cosas diferentes y para ello es necesario una formación estructural que permita generar empatía y líderes. Lo que más se demanda en la actualidad son perfiles mixtos, que aporten conocimiento y práctica", ha reflexionado Vinos.

Jorge García, responsable de captación, formación y desarrollo de personas SDOS, ha expuesto que su empresa tiene tres pilares que le permiten afrontar las dificultades externas que puedan llegar: movilidad, big data e interés por las cosas. García es "muy crítico" con el modelo educativo, ya que pocas veces "nos han enseñado a tener pensamiento crítico y a trabajar en equipo". Ahora, ha expuesto, las líneas de trabajo de las nuevas profesiones "están vinculadas a lo tecnológico, los sectores van evolucionando" y se exige al sistema educativo una respuesta que hasta el momento no está llegando.

Enrique Fuentes, directos de Snin, ha insistido en el desarrollo de competencias "blandas", ligadas a lo emocional. "La universidad se centra mucho en el conocimiento y éste ahora mismo no vale solo para trabajar. El conocimiento no es una buena referencia para saber si un chico sirve para un puesto de trabajo, ya que éste se queda obsoleto y que alguien saque un diez no me asegura que vaya adaptarse a lo nuevo", ha analizado Fuentes, que ha destacado la importancia de otros aspectos laborales como tolerar la frustración o ser flexible, ya que esto permite en la práctica "ser distintos y revolucionarios".

Rafael Ramiro, profesor de Icade y alumno doctorando del programa Cetis, ha incidido en la importancia de "formar, liderar y motivar". "Hay una desconexión entre la Universidad y los departamentos de recursos humanos. Lo que tenemos es que formarnos todos para facilitarnos mutuamente una formación integral", ha desgranado Ramiro que ha anticipado que en los próximos años va a haber "mucha desilusión" en las empresas y en los actuales alumnos por la poca "flexibilidad formativa" que existe actualmente en los centros formativos.

Carlos Martín, responsable de formación de la Cámara de Comercio, ha explicado que su entidad está "muy cercana a las empresas" y palpa "necesidades" que no cubre el sistema formativo. "Tenemos que escuchar y colaborar para reducir el espacio entre el sistema educativo y laboral, estableciendo sistemas estratégicos de formación y talento", para dar respuesta a la realidad laboral.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos