La Policía alerta de una financiación irregular a Kandor Graphics

Según el atestado policial, esta empresa no reunía las condiciones para percibir esa ayuda, ya que la producción audiovisual queda expresamente fuera de las actividades a las que van destinados los fondos comunitarios 'Jeremie'

R. I.

La Unidad contra la Delincuencia Económica y Fiscal de la Policía Nacional (UDEF) ha remitido un atestado al juzgado número 16 de Sevilla sobre posibles irregularidades en la concesión de fondos europeos a la productora audiovisual Kandor Graphics por valor de cinco millones de euros.

Según el atestado policial, esta empresa radicada en Granada y dedicada a la producción de películas de animación, no reunía las condiciones para percibir esa ayuda, ya que la producción audiovisual, por ser sector regulado por normativa específica, queda expresamente fuera de las actividades a las que van destinados los fondos comunitarios 'Jeremie'.

Las investigaciones policiales señalan igualmente que la empresa audiovisual se encontraba en situación de «estrangulamiento financiero» y que «la vía más próxima de financiación para la sociedad era una operación de financiación planteada a la Agencia IDEA para el fondo Jeremie», cuando esos fondos comunitarios tampoco pueden destinarse a empresas en crisis.

Otra irregularidad señalada por los agentes es la constitución de una Unión Temporal de Empresas (UTE) entre Kandor y la empresa del actor Antonio Banderas Green Moon España, para que esta comercializara y explotara cinco largometrajes a cambio de la mitad de los beneficios, ya que los fondos comunitarios Jeremie no pueden destinarse a ninguna UTE.

Sospechoso

El informe policial señala que Mariano Sánchez Pobre Bejarano fue nombrado director general de Kandor el 11 de diciembre de 2012 «al día siguiente de cesar su relación laboral con Soprea», entidad que es el instrumento financiero para la gestión de los fondos 'Jeremie'.

Concretamente, Mariano Sánchez asistió al menos al consejo de Administración de Kandor celebrado en el Parador de Antequera (Málaga) el 21 de junio de 2012 «en calidad de representante de Soprea», según señala el atestado policial.

El juzgado 16 de Sevilla investiga las irregularidades de Invercaria, entidad que entró a formar parte del capital social de Kandor en 2009, lo que según el informe policial «evitó que la empresa Kandor tuviera que disolverse» como prevé la Ley de Sociedades de Capital, ya que la empresa audiovisual cerró el ejercicio del año 2009 con pérdidas de un millón y medio de euros y un pasivo acumulado superior a los seis millones y medio de euros.