Calmantes, la droga legal que hace estragos en el 'star system'

Prince, durante un concierto./
Prince, durante un concierto.

Prince, el último artista fallecido que sufría adicción a los calmantes, se suma a la larga lista de famosos víctimas de estos fármacos. Hablamos con un experto en adicciones sobre este trágico patrón

ROSARIO GONZÁLEZMadrid

El entorno del cantante Prince no se explica la trágica muerte de un hombre relativamente joven (57 años), vegano, abstemio y que prohibía el consumo de marihuana durante las giras a todos los miembros de su equipo. Sin embargo, los primeros resultados de la autopsia revelan que el artista de Mineápolis podría haber sido un adicto a los calmantes. Una droga legal y recetada por los médicos pero altamente adictiva que se ha cobrado numerosas víctimas, entre ellas muchos personajes famosos. El caso de Prince tendría su origen en los analgésicos que empezó a consumir tras una operación de cadera hace unos años y que habría derivado en abuso. La situación llegó a tal punto de gravedad que su entorno más cercano buscó la ayuda del doctor Howard Kornfeld en California, especialista en adictos a los medicamentos para el dolor.

"El caso de Prince no tendría por qué ser diferente al de cualquier adicto. Al principio no se es consciente del poder que tienen las sustancias adictivas y, si además son legales y vienen recetadas por un médico, muchos pacientes se sorprenden al descubrir que se han convertido en dependientes". El que habla es Francisco Carrillo, fundador del Instituto Castelao, un grupo de centros sanitarios especializados en el tratamiento de la adicción al alcohol, la cocaína, el cannabis y otras sustancias psicoactivas. Carrillo no es médico, ni psicólogo, ni pertenece a ninguna profesión tipificada en el sector sanitario. Profesionalmente vinculado al sector financiero, es un adicto al alcohol que tocó fondo con 52 años y logró recuperarse hace una década con ayuda profesional, un proceso tras el que decidió fundar el Instituto Castelao para ayudar a otras personas a superar sus adicciones.

No es un caso atípico. Según explica Carrillo, la mayoría de este tipo de centros están promovidos por adictos recuperados. "Incluso hay centros de lujo como el de Eric Clapton al que Prince se podía haber permitido acudir". Se refiere al espectacular recinto que el cantante británico -adicto a la cocaína- gestiona en la isla caribeña de Antigua y donde han recibido tratamiento desde artistas hasta políticos. Un idílico destino para desintoxicarse en el que, según cuentan, es el propio Clapton quien coge las llamadas.

Un trágico final compartido

La muerte de Prince trae de vuelta a la actualidad a otros artistas que compartieron tan trágico final por el abuso de las consideradas drogas 'legales'. Desde los clásicos como Marilyn Monroe o Elvis Presley a casos más recientes como Michael Jackson, Heath Ledger, Anna Nicole Smith, Brittany Murphy o Whitney Houston.

Elvis Presley: Murió en el baño de su casa a los 42 años (el 16 de agosto de 1977), a causa de un ataque cardíaco provocado por una arritmia, su obesidad y su adicción a las drogas. Tras la noticia, su médico personal afirmó que un resfriado terminó siendo la causa determinante en su muerte.

Marilyn Monroe: La actriz y cantante falleció a los 36 años (el 5 de agosto de 1962) a causa de una sobredosis de barbitúricos, que le eran suministrados por sus dos médicos personales, en circunstancias nunca esclarecidas.

Heath Ledger: El actor, que tenía reconocidos problemas de insomnio, murió a los 28 años (el 22 de enero de 2008) por una sobredosis de pastillas para dormir. Su cadáver fue hallado en su apartamento de Nueva York.

Anna Nicole Smith: La explaymate murió a los 39 años (el 8 de febrero de 2007). Su cuerpo fue hallado en un hotel de Florida tras una sobredosis al parecer accidental de nueve medicamentos combinados, entre ellos, calmantes, antibióticos y antidepresivos.

Brittany Murphy: La actriz y cantante murió a los 32 años (el 20 de diciembre de 2009) murió en su casa en Los Angeles. La autopsia reveló el consumo de medicamentos de venta libre y otros recetados para el tratamiento de un resfriado o una infección respiratoria

-Michael Jackson: Su muerte (el 25 de junio de 2009) está relacionada con el consumo combinado de calmantes. La autopsia determinó que murió intoxicado con propofol, un anestésico quirúrgico recetado por su médico personal, Conrad Murray, que fue condenado a cuatro años de cárcel por homicidio involuntario pero quedó libre tras cumplir la mitad de la condena.

-Whitney Houston: Fue hallada muerta en 2012 en la bañera de un hotel después de ingerir cocaína y medicamentos. A la tragedia se sumó después la muerte de hija Bobbi Kristina, que fue hallada igualmente en la bañera de su casa y falleció después de pasar varios meses en coma.