ORDEN, DISCIPLINA, FORTALEZA Y CALIDAD

Estas son las grandes características de Francia y Bélgica, que se miden en la primera semifinal del Mundial

Lukaku y Mbappé./
Lukaku y Mbappé.
Julen Guerrero
JULEN GUERRERO

Francia y Bélgica se miden hoy (20.00 horas. Telecinco) por un puesto en la gran final del Mundial de Rusia. Ambas han mostrado sus armas a lo largo del campeonato y el ganador se perfila como el favorito para hacerse con la Copa del Mundo el domingo 15. Estas son las características que ambas selecciones comparten.

Orden: las dos son muy reconocibles, pero con distintos sistemas. Mientras Deschamps apuesta por el clásico 4-2-3-1 en Francia, Roberto Martínez lleva tiempo madurando a Bélgica con un 3-4-2-1. Eso si, ambos tienen matices. Los galos disponen en sus bandas de jugadores de un perfil muy diferente. Mientras en la izquierda son de unas características defensivas y destacan por su poderío, Lucas Hernández de lateral y Matuidi o Tolisso por delante, ambos sin mucha profundidad y con una misión más de ayudar en el centro del campo, en la parte derecha juegan con el jugador del VfB Stuttgart, Benjamín Pavard, una de las sensaciones del Mundial por su recorrido, y Mbappé, que a pesar de sus 19 años esta asumiendo con su potencia y desborde parte del juego ofensivo francés.

Sin embargo Roberto Martínez maneja diferentes variantes en el centro del campo y medias puntas, jugando con las características de sus jugadores en función del rival y las necesidades que necesita dentro de cada partido. De Bruyne, de características claramente ofensivas, empezó el Mundial de medio centro junto con Witsel, pero frente a Brasil, Roberto Martínez reforzó el centro del campo con Fellaini y adelantó al jugador del Manchester City a la línea de las medias puntas pasando de tener el control a jugar a la contra.

Disciplina: ambas selecciones tienen muy claro a lo que juegan en todo momento. Sus entrenadores no dejan nada para la improvisación y tácticamente están muy trabajados. Francia incluso mas encorsetada en sus sistema que Bélgica, que al tener dos medias puntas, tienen mucha movilidad y libertad de movimientos, y aparecen por diferentes zonas del campo.

Fortaleza: en Bélgica, salvo Hazard y De Bruyne, todos sus jugadores del once inicial superan el 1,85 metros de altura. Esto quizás nos da una pista hacia donde se dirige el jugador del presente y futuro. Altos, fuertes, potentes, rápidos y en los que la elevada estatura no está reñida con la técnica. Cada vez vemos mas jugadores altos muy bien dotados técnicamente. En Francia Kanté, que no llega al 1,70 metros, es la excepción que confirma la regla. Con su fortaleza, recorrido y potencia es uno de los mejores especialistas en el arte de robar el balón al contrario. Está muy bien rodeado de jugadores que también destacan por su poderío físico: Varane, Umtiti, Pogba, Matuidí, Mbappé, Giroud,…

Calidad: en Francia el juego ofensivo depende de Pogba, Griezmann y Mbappé. Cada uno con características diferentes que dotan a los galos de diferentes recursos. Pogba con su recorrido en el centro abarca mucho campo; Mbappé velocidad, regate, llegada, y Griezmann, con su juego entre líneas, le da pausa al juego cuando lo necesitan.

En Bélgica Hazard, De Bruyne y Lukaku dieron una exhibición frente a Brasil de cómo jugar a la contra. Pero si hay que jugar en espacios reducidos también tienen recursos. La potencia y fortaleza del ariete del United acompañada por la calidad técnica de los dos primeros hacen que Bélgica sea la máxima goleadora del campeonato con catorce tantos en los cinco encuentros disputados.

Otro dato a tener en cuenta. En los 'diablos rojos' la mayoría de los jugadores juegan en La Premier, e Inglaterra, donde todos sus jugadores salen de su Liga, también está en semifinales. La apuesta británica por abrir fronteras y modernizar su fútbol está empezando a tener sus frutos. Todo cambio necesita un tiempo largo para asentarse. Las casualidades suelen venir acompañadas de argumentos.

Fotos

Vídeos