Los alérgicos al polen de olivo y gramíneas de Granada vivirán estos días los peores del año

Los alérgicos al polen de olivo y gramíneas de Granada vivirán estos días los peores del año
Fermín Rodríguez

Dos de cada tres granadinos que sufran estos síntomas notarán el incremento de la concentración de estas partículas, de las más habituales en la región

Juanjo Cerero
JUANJO CEREROGranada

Algo más tarde de lo que suele ser costumbre otros años, esta semana será una en la que tendrán que estar en alerta los alérgicos, en especial los más afectados por el polen del olivo y el de las gramíneas, los más comunes. Según los datos de los que dispone la red de Aerobiología de Andalucía Oriental, en el que participa la Universidad de Granada, durante los primeros compases del mes de junio se alcanzarán los picos máximos anuales de este tipo de pólenes. También el pino alcanzará uno de sus valores más altos, aunque se prevé que la incidencia en este caso sea mucho menor que en el de los otros dos.

Ya durante esta semana, y siempre según los datos de las estaciones de control aerobiológico que miden la concentración de estas partículas en la atmósfera, se han medido niveles muy altos de polen de olivo en Granada, entre los cien y los quinientos granos por metro cúbico de aire. De acuerdo con el calendario polínico, durante los primeros días de junio este valor superará de media los doscientos granos por metro cúbico. La concentración de partículas comenzará a descender hacia mediados de mes, y seguirá bajando de forma continuada hasta la llegada del otoño. Durante los próximos días, sin embargo, será junto a las gramíneas uno de los principales focos de problemas para las personas alérgicas.

Entre las más comunes

Una de las razones por las que alcanzar niveles máximos anuales de polen de olivo y gramínea es una situación problemática es porque son los dos tipos de alergia más habitual. Se estima que, específicamente en el caso de Granada, más de la mitad de todos los casos de alergia respiratoria tienen que ver con las gramíneas. En el caso del olivo, mientras tanto, según aseguran desde la red Aerobiología de Andalucía Oriental, «en Granada hasta un 75% de los enfermos de polinosis presentan algún tipo de sensibilidad a este polen; entre la población infantil afecta a más del 80%».Es la alergia más común.

Si estás en la capital...

Por lo general, los niveles máximos de concentración en el aire de este tipo de polen suelen darse sobre mediados de mayo. Sin embargo, la lluvia y el frío que se vivieron en Granada durante parte de ese mes hicieron retrasar los niveles de polinización del aire hasta este momento, cuando se prevé que los picos se alcancen en los próximos días. Así pues, se espera que hasta mediados de junio los niveles continúen siendo muy altos, con los consiguientes problemas para los alérgicos. A partir de ese momento, el nivel de polen tardará unas dos o tres semanas en volver a descender hasta niveles más soportables.

También según la red de Aerobiología de Andalucía Oriental, también habrá una mayor presencia de polen de pino en el aire durante los primeros días del mes de junio. Sin embargo, la preocupación en este caso es mucho menor, ya que la incidencia de alergias de este tipo en la provincia de Granada es muy baja, en especial si se compara con la del olivo y las gramíneas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos