Ideal

Diputación invirtió cinco veces más en el Milenio de Granada que en el de Almería

Representación en Plaza Vieja de la guerra entre moros y cristianos en el marco de la celebración del Milenio de Almería. :: ideal
Representación en Plaza Vieja de la guerra entre moros y cristianos en el marco de la celebración del Milenio de Almería. :: ideal
  • Según IU, la institución provincial ha destinado en lo que va de año más dinero a publicitar su colaboración que para las actividades en sí

«Son inevitables los agravios comparativos con la reciente conmemoración del Milenio del Reino de Granada. Baste decir que algunas instituciones han dedicado al Milenio de Almería la quinta parte de lo que aportaron al Milenio de la vecina ciudad de Granada. Esta solidaridad no ha podido ser recíproca simplemente por la falta de previsión de nuestros políticos».

Este párrafo, extraído de un manifiesto firmado por la Asociación de Amigos de la Alcazaba (AAA) y la Asociación de Amigos del Milenio de Almería (AMRA), fechado a 20 de agosto, dejaba entrever el sentimiento de malestar y frustración que había provocado para los miembros de ambas asociaciones la «imprevisión y desinterés» de los políticos almerienses en la conmemoración de esta importante efemérides. Asimismo, trasladaba el foco informativo a una cuestión que visto lo visto parece insondable: las administraciones almerienses han convertido a la celebración del Milenio en la enésima «oportunidad perdida», en palabras del portavoz de IU en la Diputación de Almería, Juan Pablo Yakubiuk.

El representante de esta formación política, que compareció ayer ante los medios, tenía motivos para pronunciar tal aseveración. El pasado jueves, sin ir más lejos, preguntó en la Comisión informativa de Cultura acerca de cual había sido la cantidad total destinada por la institución en asuntos relacionados con el Milenio de Almería. Lo que constató fue lo que ayer puso encima de la mesa: el equipo de Gobierno ha gastado más en un contrato de difusión publicitaria que en sufragar actividades o eventos propios de la conmemoración. Los datos expuestos ayer por el de IU dejan claro que los de Gabriel Amat han consignado hasta el momento 10.000 euros en la organización de actividades enmarcadas en dicha celebración y 12.000 en publicitarse en un medio de comunicación en concreto. Dinero que exactamente se aportó para la difusión de un acto social privado que, a más inri, provocó el cierre de la Alcazaba a todo aquel que no tuviese invitación y en el que participaron, además de la Diputación, el resto de instituciones.

El asunto quema, y más si se tiene en cuenta el siguiente dato que también puso en liza el diputado de IU. Y es que tras la rueda de prensa, a este se le ocurrió preguntar en Presidencial cual había sido la aportación de la Diputación de Almería en el consorcio encargado del Milenio de Granada.

Según indicó Yakubiuk, la respuesta fue que la inversión en la efemérides granadina «había sido de 30.000 euros por cuota durante cuatro años, es decir, un total de 120.000 euros», cantidad que multiplica por cinco el presupuesto que por el momento se ha destinado este año desde Diputación para el Milenio de Almería.

Y es que la actual corporación ha estado pagando estas cuantías hasta el año pasado, donde abonaron los últimos 30.000 euros a través de un reconocimiento extrajudicial de créditos, según explicó el de IU. Con los datos encima de la mesa se entiende a la primera que las asociaciones denunciasen, no solo la falta de implicación de las instituciones, sino también el agravio comparativo con el Milenio de la vecina provincia de Almería. «No entramos en el fondo de la cuestión pero está claro que hay cierta descompensación», dijo Yakubiuk, quien además de reiterar que «se había perdido presupuestariamente una oportunidad» en este celebración, también aseguró que a nivel de Diputación «se podía haber hecho más» por el Milenio.

Esta cierta «descompensación» detectada por el diputado refrenda absolutamente las quejas que hicieron AAA y AMRA en la recta final del verano. Puesto que si bien es cierto que la conmemoración no ha finalizado, sí que lo ha hecho la temporada estival, la más propicia para el que era uno de los objetivos principales de esta conmemoración: la difusión entre los visitantes de las bondades del patrimonio histórico-cultural almeriense.