Vélez Blanco, capital internacional de la música renacentista y barroca

Cándida Martínez, Manuel Guzmán, Manuel de la Fuente, Ana María López, Manuel Acosta y Daniel Pérez, en la presentación./Diputación
Cándida Martínez, Manuel Guzmán, Manuel de la Fuente, Ana María López, Manuel Acosta y Daniel Pérez, en la presentación. / Diputación

Arranca la décimo octava edición del festival, que coincide con el 500 aniversario de la vuelta al mundo de Magallanes y El Cano y los 400 años del nacimiento de Barbara Strozzi

MARÍA PAREDES MOYAALMERÍA

Vélez Blanco está convirtiéndose durante esta semana en la capital internacional de la música renacentista y barroca. Este municipio de Los Vélez acoge desde el pasado fin de semana hasta el próximo domingo la XVIII edición del Festival de Música Renacentista y Barroca, así como el Curso de Verano de la Universidad de Almería que se adscribe a él.

El Teatro de Vélez Blanco fue la tarde del lunes el escenario de la inauguración oficial de una edición en la que esta imprescindible cita cultural de la comarca y de toda la provincia cumple la mayoría de edad, coincidiendo con el quinto centenario de la vuelta al mundo de Magallanes y El Cano, así como con los 400 años del nacimiento de Barbara Strozzi, una de las primeras compositoras reconocidas a nivel mundial.

El diputado de Cultura y Cine, Manuel Guzmán, participó en el acto inaugural junto al subdelegado del Gobierno, Manuel de la Fuente; la directora del festival, Cándida Martínez; el vicerrector de UNIA, Manuel Acosta; Daniel Pérez (representante de Cajamar) y la teniente de alcalde de Vélez Blanco, Ana María López.

Guzmán resaltó que el festival sea «un ejemplo a nivel nacional e internacional» que «aúna la vertiente académica con la artística como pocos eventos lo consiguen». Destacó además la apuesta de la Diputación por la singularidad de este evento: «Nuestra labor es apoyar la cultura en toda su dimensión: desde los grandes eventos hasta aquellos dirigidos a conservar las tradiciones de los municipios más pequeños» y, a través del convenio de colaboración con la Universidad de Almería, la intención de la institución supramunicipal es «fijar el talento de la provincia y colocar Almería en el mapa académico y de la investigación».

Un festival que trasciende

No en vano, resaltó que «este festival trasciende del arte porque genera riqueza y empleo, promociona Los Vélez y promueve el turismo de interior en el periodo estival».

La teniente de alcalde de la localidad agradeció la presencia de las autoridades que se dieron cita en Vélez Blanco, así como a los monitores, alumnos y vecinos que participaron en la puesta de largo del que se ha convertido en un evento cultural y económico. «Hemos cambiado de Corporación pero vamos a seguir apostando con fuerza por este evento. Es un orgullo que se celebre en Vélez Blanco», afirmó.

El vicerrector de la UNIA destacó, por su parte, que la de Vélez Blanco es de las pocas actividades que se celebran fuera de las cuatro sedes de la Universidad Internacional de Andalucía. «Tenemos un especial cariño a esta actividad. Un ejemplo por ser la confluencia de colaboraciones, públicas y privadas, en torno a una sola actividad: UAL, UNIA, Diputación, Ayuntamiento, la Junta de Andalucía y la Subdelegación del Gobierno, así como entidades municipales».

El subdelegado del Gobierno explicó finalmente el honor que supone asistir a la inauguración por su estrecha vinculación a este pueblo desde hace 18 años. «Felicitar al ayuntamiento y al equipo humano que organiza el festival. Es un evento que ha trascendido los límites de Almería y Andalucía y uno de los encuentros más importantes a nivel nacional e internacional gracias al tesón, al cariño y al empuje con el que trabaja la dirección de este festival, que pone en valor la riqueza histórica y paisajística de este municipio», detalló.

La directora del evento valoró por su parte que «pretende visibilizar y prestigiar también la música hecha por las mujeres» y puso en valor el papel «revitalizador» para igualar oportunidades, en materia de cultura, que supone este festival. «Si se celebra en Vélez Blanco es por su tradición musical que data del siglo XVI. Vélez Blanco venera la música», defendió.

El programa

En cuanto al programa de este año, contempla actividades académicas por las mañanas, tardes dedicadas a la divulgación de investigaciones realizadas por musicólogos y, por las noches, conciertos. Destacan, en este ámbito, el de Chiavette y el de la Orquesta Ciudad de Almería, dedicados a la hazaña de Magallanes; y el de Al Ayre Español, uno de los conjuntos de mayor proyección e historia en el panorama de la música española antigua, que cuenta con la dirección de Eduardo López Banzo, pionero en la recuperación de la obra de Nebra. También tienen especial relevancia dos conciertos con obras musicales que no se han oído en la época actual: uno, a cargo del grupo Música Trobada y, otra por parte, el de El Parnaso español y Chiavette.

El festival cuenta este año con una de las mejores sopranos nacionales con gran proyección internacional, como es Raquel Andueza, que ofrecerá un concierto y un curso de canto y que, en 24 horas, agotó todas sus plazas. Se ha pensado, además, en los más jóvenes y habrá un concierto para niños a cargo de Claroscuro, un teatro de títeres con música en directo, así como un paseo musical de ministriles que recorrerá algunos monumentos de la localidad.