Huelma muestra su apoyo al vecino que sufrió una agresión homófoba

Numerosos vecinos ayer en la Plaza de España de Huelma./AYUNTAMIENTO DE HUELMA
Numerosos vecinos ayer en la Plaza de España de Huelma. / AYUNTAMIENTO DE HUELMA

Todos los grupos políticos municipales y muchos vecinos participaron ayer en una concentración contra la violencia

JUAN ESTEBAN POVEDA y AGENCIASJAÉN

A instancias del Ayuntamiento de Huelma y en total consenso de todas las fuerzas políticas, tuvo lugar ayer por la tarde una concentración en la Plaza de España como apoyo y solidaridad con su vecino Diego Martos Lirio. Desde el pasado sábado, el municipio de Mágina es noticia debido al ataque homófobo perpetrado en el metro de Barcelona a uno de sus vecinos, Diego Martos Lirio, el cual se encuentra desplazado en la ciudad condal por motivos de trabajo.

Alrededor de 500 personas junto con los representantes de partidos políticos y colectivos locales quisieron mostrar su apoyo a la familia acudiendo a la convocatoria del consistorio y a su vez mostrar el firme rechazo a acciones de violencia como la ocurrida a Diego.

En el acto se leyó un manifiesto por parte de Iván Fargas, un amigo cercano a Diego en el que expuso los hechos y se realizó una defensa de la libertad y la condición sexual de cualquier persona. «Es momento de levantar la cabeza y aceptar como es cada uno. Todo se basa en el respeto, respeto por la privacidad de cada vida». El manifiesto concluyó reiterando el apoyo de todo el municipio hacia el joven agredido deseando su pronta recuperación.

El Consejo General de Enfermería, condenó también ayer la «brutal» agresión homófoba al joven de Huelma, enfermero de profesión, cuando acudía a su puesto de trabajo en el metro de Barcelona.

«Inadmisible»

«Es totalmente inadmisible que en 2019 sigan ocurriendo este tipo de delitos. Nadie tendría que tener miedo a salir de la calle sea cual sea su orientación sexual», especificó el presidente del Consejo General de Enfermería, Florentino Pérez Raya.

Raya destacó que «en los últimos tiempos nos enfrentamos a discursos radicales, que no hacen más que acrecentar el odio y la intolerancia hacia determinados colectivos» que, ha especificado, «llevan años luchando por conseguir unos derechos que deberían ser iguales para todas las personas independientemente de su raza, sexo u orientación sexual».

«Por nuestra parte, ponemos a disposición de este compañero la asesoría jurídica del Consejo General de Enfermería para garantizar que cae todo el peso de la ley sobre los atacantes», agregó Pérez Raya.

El enfermero agredido, natural de Huelma y residente en Barcelona, denunció los hechos a través de sus redes sociales.