Bomberos y Guardia Civil alertan de 'la regla del 30' detrás de la mayoría de incendios

Bomberos y Guardia Civil alertan de 'la regla del 30' detrás de la mayoría de incendios./
Bomberos y Guardia Civil alertan de 'la regla del 30' detrás de la mayoría de incendios.

Cuando varias condiciones medioambientales tienen esta cifra, el fuego que se inicia puede ser grave

ÁLVARO LÓPEZ

El verano está a la vuelta de la esquina y con él llegan las temperaturas altas que ya estamos viviendo. El entorno se vuelve más seco y propicio para que se puedan llegar a producir incendios de diversa consideración como los que han tenido lugar junto a San Miguel Alto, en Granada esta misma semana. Incendios que pueden producirse a raíz de la llamada «regla del 30» que sirve para determinar el potencial peligro de fuego que hay.

'La regla del 30' tiene en cuenta una serie de condiciones medioambientales que se pueden dar para favorecer la aparición de un incendio. Esto es, cuando hay más de 30 grados de temperatura, cuando el viento sopla por encima de los 30 km/h, cuando la pendiente es mayor al 30% de inclinación y cuando la humedad es inferior del 30%. Si se dan esas condiciones durante un incendio, este tiene muchas posibilidades de ser grave.

«Las barbacoas en el campo o la quema de rastrojo están prohibidas a partir de junio porque las condiciones medioambientales de 'la regla del 30 se dan más en verano'» Ignacio Vidal, bombero de Granada

Así lo explica también a IDEAL Ignacio Vidal, bombero de Granada: «El fuego se vuelve muy peligroso si 'la regla del 30' se cumple», apunta. Pese a que algunos datos señalan que la mayoría de incendios no cumplen con todas las condiciones que precisa esta regla, los que sí los padecen, «son más intensos y por lo tanto más perjudiciales para el entorno».

El bombero argumenta que «las barbacoas en el campo o la quema de rastrojo están prohibidas a partir de junio porque las condiciones medioambientales de 'la regla del 30 se dan más en verano'». Además, de cara a este periodo estival que está a punto de iniciarse, el profesional en la lucha contra los incendios vaticina que será peor que el año pasado.

Vidal cree que «después de haber llovido tanto, las plantas han crecido mucho pero con el calor se han secado y eso ha hecho que aparezca mucho combustible para el fuego». Por ello, la limpieza de estas hierbas y plantas se hace esencial para evitar que este verano 'la regla del 30' campe a sus anchas en Granada y provoque incendios. «Hasta ahora lo que hemos tenido han sido básicamente conatos controlados», concluye el bombero.