Miles de quejas ante la prueba de inglés de acceso al cuerpo de maestros en Madrid

Miles de quejas ante la prueba de inglés de acceso al cuerpo de maestros en Madrid

Los afectados se han organizado para exigir que varias partes del examen no se han tenidas en cuenta eran muy difíciles incluso para personas nativas

ÁLVARO LÓPEZ

Saber castellano y hacer un examen de nivel sobre dicho idioma parece sencillo si eres español y por lo tanto nativo. Pues bien, si la prueba incluye escuchar un audio acelerado, de mala calidad y sobre temas poco conocidos, la dificultad se incrementa. Esto es lo parece haber pasado en la prueba de inglés de acceso al cuerpo de maestros de Madrid según denuncian cientos de afectados. Motivo por el se está pidiendo que varias partes no computen para la nota final.

Porque los aspirantes a obtener una de las plazas de maestro que participaron del examen de inglés del pasado 22 de junio se encontraron con una prueba de gran dificultad. Especialmente en el conocido 'listening' que versó sobre temas del antiguo Egipto, cuyo audio estaba acelerado y con muy mala calidad.

Otros exámenes polémicos

Según denuncian los afectados, que ya han reclamado que se repita el examen y han abierto una petición en Change.org que ya tiene más de 5.000 firmas, los aspirantes tenían niveles acreditados de C1 y C2 de inglés y a pesar de eso no eran capaces de responder bien a la prueba. Es más, nativos tampoco pudieron.

Pero no solo eso, la queja también entiende que las aulas no estaban preparadas para la prueba de audio, que los altavoces eran deficientes y que diera la sensación de que la dificultad estaba diseñada para favorecer a otros aspirantes a obtener plaza. De momento la queja no ha surtido efecto.