Contenido Patrocinado

5 síntomas que revelan si tu perro ha sido picado por una garrapata

5 síntomas que revelan si tu perro ha sido picado por una garrapata
Estos ácaros suelen adherirse al pelo de los animales durante las salidas estivales
FRAN JUSTICIA

En casa hace mucho calor y por esta razón puede ser que decidas salir a pasear con tu can con mayor asiduidad, con el objetivo de no morir en el intento de sobrevivir al caluroso mes de agosto.

No obstante, durante la temporada estival debemos tener mil ojos con nuestros pequeños amiguitos, y es que se incrementan los casos de perros con picaduras de garrapata, por lo que no necesariamente necesitas ir al campo para que tu canino resulte infectado, ya que al juntarse cinco segundos con cualquier otro perro puede resultar invadido por estos peligrosos ácaros

Afortunadamente, existen numerosos antiparasitarios que puedes utilizar para impedir que tu can resulte infectado, los cuales además puedes conseguir a buen precio gracias al cupón Zooplus de Descuentos Ideal. Si pese a ello, crees que tu perro ha podido resultar infectado, estos son los síntomas que debes identificar. ¡Tomas nota!

1. Notas un pequeño bulto

La primera forma de detectar una garrapata en tu can es acariciándolo, ya que así podrías llegar a notar un pequeño bulto, que podría ser este parásito. En caso de que tu perro no tenga apenas pelo, la verás inmediatamente. En cambio, si es un perro peludo, tendrás que retirar su pelo para poder ver la garrapata. Suelen adherirse a zonas de piel fina, es decir, la cara, las orejas o las ingles, entre otros lugares.

2. Se rasca continuamente

Si tu perro no deja de rascarse es otro dato importante a tener en cuenta para identificar una posible infección, ya sea por garrapatas o por pulgas. Normalmente suelen rascarse sin descanso e incluso se muerden los pies, un síntoma del dolor que les causa tener estos parásitos alimentándose de su sangre.

3. Problemas respiratorios y fiebre

En casos muy graves de infección por garrapatas, los perros diagnosticados han llegado a padecer problemas respiratorios, fiebre, falta de apetito, cansancio e incluso ceguera. No obstante, este tipo de síntomas son resultado también de haber contraído una de las enfermedades más comunes tras la picadura de una garrapata, la ehrlichiosis canina.

4. Falta de movimiento

¿Tu perro era muy enérgico y ahora no quiere moverse? La falta de energía puede deberse a las altas temperaturas que estamos experimentando actualmente, pero no está de más hacerle una revisión si notamos que de la noche a la mañana ha cambiado su forma de comportamiento, ya que podría haber resultado infectado por una garrapata.

5. Hemorragia

Para poder alimentarse de la sangre del can, la garrapata tendrá que hacer una pequeña perforación en la piel del animal, por lo que se producirá una pequeña hemorragia, la cual también puede servir como señal de que tu perro ha sido infectado por este peligroso parásito.

Estos son sólo algunos de los primeros síntomas. No obstante, ante la menor duda, acude a un veterinario para que revise a tu perrito y acabe con este peligroso enemigo para su salud. No olvides cepillarlo diariamente y recortarle el pelo en verano, ya que así reducirás las posibilidades de que resulte infectado. ¡Cuídale!

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos