Contenido Patrocinado

Aceite de oliva: el truco definitivo para aliviar tus talones agrietados

Aceite de oliva: el truco definitivo para aliviar tus talones agrietados
Con este sencillo remedio podrás poner fin a ese problema que te impide utilizar tus zapatos favoritos
FRAN JUSTICIA

Durante el verano solemos mantener los pies en contacto con el agua y el aire, ya que normalmente utilizamos un calzado que nos permite mantenerlos libres, pero, aunque no lo creas, las altas temperaturas pueden resecarlos drásticamente, conduciendo a un mal que seguro habrás experimentado más de una vez. En efecto, te hablo de los talones agrietados.

No obstante, hay una forma más que sencilla de acabar con este antiestético problema. ¿Cómo? Muy fácil, con unas gotitas de aceite de oliva, como el que comercializa la empresa granadina Maeva.

Simplemente con unas pocas gotas de aceite de oliva puedes acabar rápidamente con los talones agrietados y lucir unos pies lisos, suaves y sedosos gracias a su riqueza en ácidos grasos esenciales y vitamina E. Es un remedio casero, sí, pero muy efectivo.

En primer lugar, coloca unas gotas de aceite de oliva virgen extra sobre un algodón y extiéndelo por los talones, impregnándolos así completamente. Después, deja el algodón y masajea la zona con los dedos con movimientos circulares durante cinco minutos.

Una vez que toda la zona de tus talones esté impregnada de aceite de oliva, ponte unos calcetines. Sí, sé que hacer esto en verano es arriesgado, pero así conseguirás que el aceite haga aún más efecto y evitarás manchar de aceite esas sábanas que tanto te gustan.

Déjalo actuar durante toda la noche y cuando te despiertes al día siguiente, lávate los pies. Hazlo así durante varios días y notarás cómo tus talones dejan de estar agrietados. ¡Luce unos pies de ensueño este verano!

Fotos

Vídeos