Las 9 cláusulas del derecho de admisión: ¿puedes entrar a un local en zapatillas?

Las 9 cláusulas del derecho de admisión: ¿puedes entrar a un local en zapatillas?
EFE

La normativa en Andalucía, como tal, no recoge dicha situación pero sí deja abierta la puerta a las condiciones específicas

Á.O.

La Policía Local de Granada ha emitido un mensaje a través de su perfil oficial en Twitter para desvelar una situación que quizá usted desconocía. Y es que el famoso derecho de admisión, documento en el que se refugian los responsables de los respectivos locales de ocio nocturno para impedir o seleccionar la entrada de una persona u otra, puede tener ciertas lagunas.

Si en alguna ocasión no has podido entrar a algún sitio por no tener la edad necesaria, el calzado adecuado o una indumentaria acorde, puede ser que estuvieses en todo tu derecho de hacerlo. O no. Estas son las nueve cláusulas que recoge el derecho de admisión.

Y es que, si tal normativa no se encuentra reflejada en la entrada como condición específica de admisión, no debería ser contemplada. «No deben impedirte el acceso a un local por edad, calzado o vestimenta si no están publicadas en la entrada como condiciones específicas de admisión», publica la autoridad local.

De hecho, publican la normativa de limitaciones de acceso y permanencia en los establecimientos públicos en Andalucía, donde aparecen reflejadas nueve cláusulas que no tienen nada que ver con estos aspectos.

¿Cuáles son las restricciones recogidas?

1- Cuando el aforo se haya completado con los usuarios que se encuentran en el interior del local, recinto o establecimiento.

2- Cuando se haya superado el horario de cierre del establecimiento.

3- Cuando se carezca de la edad mínima establecida para acceder al local, según la normativa vigente.

4- Cuando la persona que pretenda acceder al recinto no haya abonado la entrada que sea exigible.

5- Cuando la persona que pretenda acceder al establecimiento no reúna las condiciones específicas de admisión establecidas por su titular siempre que estas hayan sido aprobadas previamente por la administración competente y se encuentren debidamente expuestas al público en los accesos del establecimiento y en las taquillas de venta de localidades.

6- Cuando la persona que pretenda acceder al establecimiento, o encuentre en su interior, manifieste actitudes violentas, en especial cuando se comporte de forma agresiva o provoque altercados.

7- Cuando la persona que pretenda acceder porte armas u objetos susceptibles de ser utilizados como tales salvo que de conformidad con lo dispuesto en cada momento por la normativa específica aplicable se trate de miembros de las fuerzas y cuerpos de seguridad, o de escoltas privados integrados en empresas de seguridad privada, inscritas para el ejercicio de dicha actividad, y accedan al establecimiento en el ejercicio de sus funciones.

8- Cuando los asistentes lleven ropa o símbolos que inciten a la violencia, el racismo o la xenofobia.

9- Cuando la persona que pretenda acceder origine situaciones de peligro, molestias a otros asistentes o no reúna las condiciones de higiene, en especial, se impedirá el acceso o la permanencia en el establecimiento, a los que consuman drogas o muestren síntomas de haberlas consumido y los que muestren signos o comportamientos evidentes de estar embriagados.