La plaza de Pradollano está abierta en canal a pocos días del inicio de la temporada de esquí

La plaza de Pradollano, con unas aparatosas obras a pocos días de recibir a los esquiadores. /A. MOLINA
La plaza de Pradollano, con unas aparatosas obras a pocos días de recibir a los esquiadores. / A. MOLINA

Empresarios de la estación se quejan del perjuicio que supone esta obra y critican que no se haya ejecutado durante el verano

ALEJANDRO MOLINAGRANADA

A escasos días para el comienzo de temporada de esquí, Pradollano no muestra su mejor cara. Mientras que las pistas van mejorando día tras día, en la urbanización los trabajos de mantenimiento tienen algunas zonas patas arriba para desesperación de algunos empresarios.

En la plaza de Pradollano una gran zanja abre en canal el centro neurálgico de la estación mientras algunos empresarios ven con nerviosismo cómo se acerca el arranque de la temporada.

Se trata de una obra de saneamiento que acomete estos días el Ayuntamiento de Monachil, cuyo fin es solucionar la evacuación de las aguas fecales del edificio Constelación. Al parecer, un problema en las cañerías impedía el correcto desagüe de las aguas y ya se produjeron incidencias durante la pasada temporada, lo que ha motivado que se realice ahora la reparación, con las consiguientes molestias para los clientes y los empresarios que desarrollan allí su actividad.

«Lo que no entendemos es que haya pasado todo el verano y haya sido precisamente ahora cuando hayan decidido abrir la calle. Es un perjuicio muy grande porque es plena carga y descarga y los negocios que estamos aquí tenemos grandes problemas para recibir nuestras mercancías», explicaba ayer Jesús Rada, que precisamente acababa de recibir un pedido de mil kilos. Tampoco se puede realizar bien la recogida de basuras, aseguraba Rada, quien también mostró su preocupación por el futuro de la reparación. Y es que tal y como explicó ayer a IDEAL el alcalde de Monachil, José Morales, el arreglo definitivo no llegará hasta el año que viene, cuando se ejecute la segunda fase de la obra. Los restaurantes de la zona también se ven afectados durante los fines de semana, pues aunque todavía no está abierta la estación, hay muchas personas que están subiendo para disfrutar de la nieve.

Según Morales, el ayuntamiento ha invertido este verano 60.000 euros en trabajos de mantenimiento en la urbanización de Pradollano. Además de la citada obra, se han arreglado escalones, barandillas y rejillas del alcantarillado. Sobre la zanja de la Plaza de Pradollano, Morales aseguró ayer que la obra debe terminarse a la mayor brevedad posible, sin que concretase la fecha exacta.

Huelga

Por otra parte, los trabajadores del aparcamiento de la estación de esquí de Sierra Nevada anunciaron ayer que se unen a la huelga de los empleados de remontes y acusan a Cetursa, la empresa pública que gestiona el recinto invernal, de «incumplir» una sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) en materia laboral.

Según informó UGT en una nota, se trata de una sentencia del 10 de julio por la que se «deben hacer fijos discontinuos a los trabajadores del parking», ante la denuncia que cuatro de ellos interpusieron en su momento ante el Juzgado de lo Social 1 de Granada. Los trabajadores señalan que «la excusa que pone Cetursa para negarse a cumplir esta sentencia es que Sevilla es la que tiene que dar la autorización». Por eso han anunciado que se unirán a la huelga convocada por sus compañeros.

 

Fotos

Vídeos