Un estudio hecho en Sierra Nevada indica que trabajar a más de 2.600 metros reduce el riesgo de hipertensión

Un estudio hecho en Sierra Nevada indica que trabajar a más de 2.600 metros reduce el riesgo de hipertensión

Relaciona los "pocos casos" de alteraciones en la sangre con el tabaquismo

EFE GRANADA

Un estudio elaborado por el Instituto Andaluz de Prevención de Riesgos Laborales con empleados de Sierra Nevada ha concluido que trabajar a más de 2.600 metros de altitud reduce el riesgo de sufrir hipertensión y relaciona los "pocos casos" de alteraciones en la sangre con el tabaquismo.

La investigación se ha desarrollado con una muestra de 228 trabajadores que desempeñan sus funciones entre los 2.100 y los 3.000 metros de altitud para analizar las consecuencias de la hipoxia hiperbólica intermitente crónica, conocida como el mal de altura.

El trabajo desarrollado por tres especialistas para el Laboratorio Andaluz de Enfermedades Profesionales y que se ha presentado hoy a los diferentes comités de empresa de Cetursa Sierra Nevada, concluye que "trabajar a una altitud de 2.600 metros disminuye el riesgo de hipertensión arterial".

Las conclusiones del estudio, al que ha tenido acceso Efe, considera además que "los pocos casos de hemoglobina y hematocrito elevados corresponden a fumadores de 20 cigarrillos o más diarios o exfumadores muy recientes de consumo similar".

El estudio con población que trabaja a gran altura ha analizado el volumen plasmático y el sanguíneo, que se incrementan en las personas que sufren mal agudo de montaña y que no se producen cuando la adaptación a los cambios de altura se hace de manera normal.

Las conclusiones de la investigación, que se ha realizado con trabajadores de manera voluntaria mediante entrevistas y sus historias médicas, incluyen que trabajar a más de 2.600 metros incrementa el riesgo de presentar alteraciones mentales relacionadas con la consciencia como confusión, sopor, letargo o estupor.

Los responsables del estudio recomiendan una vigilancia de la salud activa encaminada a "diagnosticar precozmente" los problemas de salud relacionados con un trabajo a altura, como los mareos o las cefaleas, y aconseja incrementar los hábitos saludables y reducir el tabaquismo.

Fotos

Vídeos