El Resucitado de Regina Mundi, en Gran Vía