La Alhambra vivió la festividad del Corpus Chico con la procesión de la Custodia

La Alhambra vivió la festividad del Corpus Chico con la procesión de la Custodia

Desde 1982 viene celebrándose esta procesión por privilegio concedido a la iglesia de Santa María de la Alhambra por el arzobispo de Granada, monseñor Méndez Asensio

JORGE MARTÍNEZ

Menos de una hora estuvo el Santísimo Sacramento en el entorno de la Alhambra en el llamado Corpus Chico. Desde 1982 viene celebrándose esta procesión por privilegio concedido a la iglesia de Santa María de la Alhambra por el arzobispo de Granada, monseñor Méndez Asensio. En aquel año concedió el carácter sacramental a la cofradía de Santa María de la Alhambra y desde entones procesiona el Corpus Christi por el entramado de lugares y escenarios del monumento nazarita.

«El Corpus Christi fue en Granada el día 20 pasado y dos domingos después es el Corpus Chico en este monumento», relataba a un grupo de turistas una guía, quien les aseguraba «que han tenido la suerte de llegar en una día en el que van a contemplar esta festividad como valor añadido a su estancia en la Alhambra».

Como este grupo de turistas otros muchos calzados con sandalias, pantalón corto y sombreros o gorras se acercaron ante el sonido de las campanillas para ver el tránsito del cortejo. Primero se había celebrado la Eucaristía en el interior del templo alhambreño, parroquia de Nuestra Señora de la Encarnación, presidida por el superior de la comunidad de Carmelitas Descalzas en Granada, fray Javier de María y por el rector de la basílica de San Juan de Dios, fray Juan José Hernández.

Después se comenzó a organizar la procesión en la que participaron veinte parejas de hermanos y fieles que quisieron compartir ese privilegio con la hermandad. En el mismo estaba presente el guion Sacramental de orfebrería.