Mejores previsiones

Bruselas ha elevado dos décimas, hasta el 2,3%, su anterior previsión de crecimiento del PIB para este año

La Comisión Europea reconoció ayer que la inestabilidad política española no está afectando a la economía. Al contrario, Bruselas ha elevado dos décimas, hasta el 2,3%, su anterior previsión de crecimiento del PIB para este año, y ha dejado al mismo nivel (el 1,9%) la del año próximo. España crece el doble que sus socios y ni siquiera se resienten los datos de inversión, el indicador más sensible a los vaivenes políticos. En todo caso, se equivocaría quien pensase más o menos humorísticamente que el desgobierno español es el secreto de la buena marcha de la economía. Precisamente porque las cosas van bien, la responsabilidad de la clase política a la hora de intentar poner orden en casa es, si cabe, todavía mayor, ya que se trata de evitar que la sociedad civil termine pagando la incompetencia política.