Un tribunal popular juzgará al único acusado por el crimen de Susqueda

Las últimas palabras que lanzó al aire sonaron exculpatorias pero Jordi Magentí ha llegado a los juzgados como único acusado de doble asesinato y de tenencia ilícita de armas. Hoy ante el juez ha optado por el silencio y será un tribunal popular quien escuche su versión de lo que les ocurrió a Marc y a Paula en el pantano de Susqueda. Para ello se pide la declaración de su mujer, que se encuentran en Colombia, y a la que pidió que no diera demasiados detalles a los agentes. Con el arma de los crímenes sin aparecer también se solicita una nueva inspección del pantano cuando baje el nivel del agua y que se investiguen las señales de todos los móviles que había allí ese día porque, aunque unas imágenes demuestran que Magentí estuvo con su coche, creen que no es el único que acudió al lugar.