Tala un árbol de su casa y le caen 100.000 euros de multa

Tala un árbol de su casa y le caen 100.000 euros de multa

"Tenía diez metros de alto. Un día después de la tormenta apareció inclinado sobre la casa. Me dio miedo. Además, tenía ramas secas, estaba enfermo"

IDEAL.ES

José Vélez es un vecino de El Escorial que se ha visto en una situación comprometida. Ha sido multado con 100.000 euros por derribar un fresno que se encontraba en una parcela de su propiedad. El problema es que debía solicitar un permiso. Este caso data de 2010 pero aún no se ha resuelto. Tanto que incluso podría ser desahuciado de la casa junto a su familia. “Tenía diez metros de alto. Un día después de la tormenta apareció inclinado sobre la casa. Me dio miedo. Además, tenía ramas secas, estaba enfermo”, comentaba.

"Me he ofrecido a dar clases de Botánica y plantas medicinales o hasta plantar mil árboles pagados con mi bolsillo, pero desde el Ayuntamiento me negaron cualquier solución"

Según recoge ‘El Mundo’, José estaba procediendo a quitar el fresno cuando pasaron dos policías municipales. A los mismos invitó a café y estos le preguntaron que si podían sacar fotos. “Les dije que sí, les conté lo que pasaba y me dijeron que lo entendían”, añadió. Tres o cuatro meses después una notificación le llegó a su vivienda con un procedimiento sancionador de entre 100.000 y 500.000 euros por haber cortado el árbol sin licencia. Un caso tan estridente como aquel que supuso una sanción al propietario de un bar de más de 8000 euros por este peculiar motivo.

Desde entonces se inició una batalla judicial y administrativa que perduraba en el tiempo hasta el pasado mes de diciembre. El Tribunal Supremo ratificó la condena a pagar 100.000 euros de sanción por una infracción grave prevista en la Ley 2005 de Protección y Fomento del Arbolado Urbano de la Comunidad de Madrid. “Me he ofrecido a dar clases de Botánica y plantas medicinales o hasta plantar mil árboles pagados con mi bolsillo, pero desde el Ayuntamiento me negaron cualquier solución”, recalcó.