La bajada de las temperaturas repercute positivamente en la factura de la luz

Un verano atípico está permitiendo sin embargo un ahorro para nuestros bolsillos. El uso de los aires acondicionados y de los aparatos de aire frío ha disminuido y eso se ha reflejado en la factura de la luz de junio, sin embargo el mes donde más subió el precio, un 8% más. En contra los establecimientos y empresas de aire acondicionado están sufriendo una bajada significativa en el índice de ventas.