Díaz exhibe el apoyo del PSOE «reconocible» y pide el voto para volver a ganar elecciones

Rubalcaba, González, Díaz, Zapatero y Guerra./
Rubalcaba, González, Díaz, Zapatero y Guerra.

"Necesito toda la ayuda del partido, pido la ayuda para que el PSOE vuelva a liderar un proyecto que se haga cargo de España", afirma la presidenta de Andalucía

PAULA DE LAS HERAS / AGENCIASMADRID

"Somos el PSOE". El acto de presentación oficial de la candidatura de Susana Díaz a la Secretaría General de su partido ha durado cerca de dos horas, pero se mensaje se puede resumir en esas tres únicas palabras. Es lo que pretendía transmitir la presidenta de Andalucía en su puesta de largo: que sólo su candidatura encarna los valores del partido centenario. Rodeada de casi todos los referentes históricos de la formación, de la mayoría del poder institucional y de quienes fueron sus adversarios políticos en el pasado reciente, la presidenta de la Junta de Andalucía ha argumentado que se presenta con un proyecto colectivo, y no personal, para hacer que los socialistas recuperen la ilusión de ganar elecciones. "Estamos en condición de volver a gobernar -ha dicho- pero desde la victoria".

Más información

En su discurso en el Ifema ante más de 6.000 personas (9.000, según la organización, entre los 7.000 del pabellón y 2.000 a los que se tuvo que ubicar en un recinto adyacente), Díaz ha evitado mencionar de manera expresa a Pedro Sánchez, pero han sido muchos las referencias veladas a su manera de conducir el partido y a sus planteamientos sobre el espacio que ha de ocupar el PSOE, empezando por esa apelación a los triunfos electorales. Porque si algo reprochan al exsecretario general sus adversarios es que haya asumido que la derrota del PP sólo es posible de la mano de Podemos.

Díaz también ha hecho alusiones implícitas al 'cesarismo' con el que, según la mayoría de los líderes territoriales de la formación, hoy presentes en el acto de Madrid se comportó Sánchez durante el tiempo en el que etuvo al frente del partido. "Yo no voy a permitir que digan este es el PSOE de Susana Díaz -ha dicho- Es el PSOE de todos". En su intervención ha mencionado uno a uno a todos sus apoyos, desde Eduardo Madina (al que combatió en el congreso extraordinario de 2014 pero con quien ahora ha unido fuerzas) hasta Felipe González, Alfonso Guerra, José Luis Rodríguez Zapatero, José Bono, Matilde Fernández, Alfredo Pérez Rubalcaba o Carme Chacón. "Hoy estamos aquí por el PSOE y por España; España nos necesita y el PSOE está dispuesto a hacerse cargo", ha insistido.

La socialista andaluza -a la que han precedido en la palabra el propio Madina, la exministra y exaspirante a la secretaría general Matilde Fernández, el alcalde de Cornellá, Antonio Balmón, y la dirigente de Juventudes Socialistas, Estela Goicoechea- ha defendido además que busca la fraternidad del PSOE. Y como muestra, en su loa a todos los presidentes autonómicos del partido ha incluido también a la única que no respalda su candidatura, la balear Francia Armengol, partidaria de Patxi López. Sin embargo, quien mejor simboliza ese mensaje es el diputado vasco, que ha comenzado su intervención con esa misma idea. "En este momento y en este pabellón se inicia la reconciliación del PSOE", ha dicho.

Da las gracias por Twitter

La secretaria general del PSOE-A y presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, ha expresado desde su cuenta de Twitter su agradecimiento por el respaldo recibido en el acto que ha protagonizado en Madrid este domingo y en el que ha anunciado públicamente su candidatura a las primarias para la Secretaría General del PSOE.

"Gracias! Hoy entre tod@s empezamos a recuperar el @PSOE de la ilusión, un proyecto plural para mejorar la vida de la gente. #100por100PSOE", ha escrito la líder de los socialistas andaluces en un comentario publicado en su cuenta de Twitter.

De esta manera, la presidenta de la Junta de Andalucía se ha lanzado ya oficialmente a la carrera por liderar el PSOE y por batir al ex secretario general Pedro Sánchez en el que se vislumbra como el duelo político más notable de los últimos años, con permiso del otro aspirante en liza, Patxi López.

En el acto están también presentes Matilde Fernández, José Bono o Carme Chacón. Dirigentes de peso en la historia socialista se juntan, por tanto, con casi todo el poder autonómico de la organización, representado por Guillermo Fernández Vara (Extremadura), Emiliano García-Page (Castilla-La Mancha), Ximo Puig (Comunitat Valenciana) y Javier Lambán (Aragón).

Sólo han faltado Javier Fernández (Asturias), también presidente de la gestora, y Francina Armengol (Baleares), el primero argumentando la necesaria neutralidad que requiere su papel al frente de la gestora, y la segunda por su apuesta por Patxi López.