Toyota Yaris GR-Sport, un deportivo con etiqueta eco

Toyota Yaris GR-Sport, un deportivo con etiqueta eco

Junto al GRMN, es una versión ideal para empezar en competición

Un diseño exterior y un habitáculo con adornos deportivos y modificaciones en la suspensión son los cambios principales del Yaris GR-Sport, una versión para iniciarse en competición pero con la ventaja de poder circular por el centro de las ciudades en los episodios de alta contaminación gracias a la etiqueta eco.

El nuevo GR-Sport es, junto al Yaris GRMN, la variante más deportiva de la gama. Con la experiencia de la división de competición Toyota Gazoo Racing, es un modelo que representa la nueva generación de turismos para circular por calle bajo la marca GR a la que próximamente sumará nuevos miembros.

Las variaciones del nuevo Yaris se derivan del GRMN, y se centran básicamente en la suspensión para ofrecer un tacto de conducción y una respuesta más precisa. Equipa unos amortiguadores específicos -Sachs Performance-, similares a los del Yaris GRMN, y una barra estabilizadora maciza, en lugar de hueca, para conseguir una mayor rigidez y menor balanceo de la carrocería.

Además, se reduce la distancia al suelo en 9 milímetros respecto al resto de variantes de la gama y la separación entre las ruedas y la carrocería es 15 mm menor. El coche monta unas llantas de 17 pulgadas, con los mismos neumáticos Bridgestone Potenza RE50 de perfil muy bajo en medidas 205/45 R17 del Yaris GRMN.

El diseño exterior se ofrece en dos opciones bitono, blanco o rojo más techo negro. Lleva molduras en negro piano en las puertas, parrilla de panal de abeja y logo Toyota en negro, retrovisores con carcasas negras y molduras también negras sobre los faros antiniebla; la antena es de tipo aleta de tiburón y no falta un alerón trasero. Los faros delanteros son exclusivos y equipa de serie cristales traseros oscurecidos.

En el habitáculo, los asientos son deportivos con anagrama GR y la tapicería contrasta con el blanco de las costuras y las inserciones. Cuando el conductor pulsa el botón de encendido, en la pantalla TFT aparece el logotipo GR. El volante de tres radios y pequeño diámetro es el mismo del Yaris GRMN, herencia del deportivo GT86.

Con el objetivo de mantener el peso lo más reducido posible, se restringen las opciones disponibles. La imagen del interior se completa con el guarnecido negro y el acabado cromado brillante de la palanca de cambios y el marco de las rejillas de ventilación, así como los altavoces de las puertas. Las alfombrillas negras llevan el emblema GR, presente en el exterior y en el portón del maletero.

Con la motorización híbrida eléctrica autorrecargable de 100 CV, el Yaris GR-Sport se comercializa solo con la carrocería de cinco puertas. El precio es de 18.600 euros, o en cuotas de 186 euros al mes con Pay Per Drive, que es la financiación de pago por uso de la marca.