Un estudio sobre gusanos intestinales abre vías para el tratamiento de enfermedades

Los investigadores de la UGR que han participado en este trabajo internacional. De izquierda a derecha, Teresa Cruz, Antonio Osuna y Mercedes Gómez./UGR
Los investigadores de la UGR que han participado en este trabajo internacional. De izquierda a derecha, Teresa Cruz, Antonio Osuna y Mercedes Gómez. / UGR

La Universidad de Granada colabora en un estudio internacional, publicado en la revista Nature Genetics, que ha supuesto la secuenciación masiva de 81 especies de parásitos helmintos y la identificación de 6000 familias de genes asociados a los mecanismos patogénicos involucrados en las enfermedades parasitarias

EFEGRANADA

Un equipo internacional en el que han participado científicos de la Universidad de Granada han realizado el mayor estudio genómico hasta la fecha sobre gusanos intestinales, lo que abre la puerta al diseño y desarrollo de fármacos para el tratamiento de enfermedades parasitarias.

Según ha informado este miércoles la Universidad de Granada, el estudio ha sido realizado en concreto sobre parásitos helmintos, gusanos intestinales que causan enfermedades crónicas debilitantes en humanos y animales, merman la producción de la ganadería y son un impedimento importante para el desarrollo socioeconómico de amplias zonas del planeta.

Este trabajo, realizado por un equipo internacional coordinado por el 'Welcome Sanger Institute' de la Universidad de Cambridge, ha supuesto la secuenciación masiva de 81 especies de helmintos y la identificación de 6.000 familias de genes asociados a los mecanismos patogénicos involucrados en las enfermedades parasitarias.

Las enfermedades producidas por estos gusanos intestinales afectan a más de 2.000 millones de personas en el mundo, y entre ellas figuran la Schistosomiasis, Teniasis, Hidatidosis o la Filariariasis, muchas de ellas desatendidas u olvidadas y que afectan principalmente a las poblaciones más necesitadas.

También son enfermedades prevalentes en animales y producen enormes pérdidas económicas en el sector primario.

Según la Universidad, actualmente no hay vacunas para combatirlas y existen pocos fármacos disponibles para tratarlas, incluso con elevado riesgo de generar resistencias.

Desde el año 2011 los científicos participantes en este trabajo han llevado a cabo la secuenciación masiva de 81 especies de helmintos, cuyos genomas han sido anotados y comparados, prediciendo 1,6 millones de proteínas e identificando cerca de 6.000 familias de genes asociados con los mecanismos patogénicos involucrados en estas enfermedades.

También se ha elaborado un mapa con las rutas metabólicas que siguen estos parásitos con el fin de determinar nuevas dianas de acción terapéutica para combatirlos.

Durante los últimos ocho años, un total de 54 instituciones de 16 países -seis europeos, cuatro americanos, cuatro asiáticos, uno africano y otro en Oceanía- han participado en la investigación.

Por la Universidad de Granada han participado Antonio Osuna, Mercedes Gómez y Teresa Cruz, del departamento de Parasitología.

Osuna ha destacado el hallazgo de «una serie de nuevas familias génicas que participan en la evolución hacia la vida parásita», así como los genes que «pueden ser usados para el diseño y desarrollo de nuevos fármacos que actúen de forma específica frente a estos organismos parásitos».

 

Fotos

Vídeos