Jaén vuelve a liderar la oferta pública de caza, con catorce cotos de la Junta

Imagen de archivo de Ibercaza./M. B.
Imagen de archivo de Ibercaza. / M. B.

Los permisos para esta temporada 2019-20 se adjudicarán mediante sorteo o subasta para las diferentes modalidades

IDEALJaén

La Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible ha publicado la oferta pública de caza para la adjudicación de los permisos de la temporada 2019-2020 en los terrenos cinegéticos de titularidad pública que gestiona la Junta de Andalucía. Esta convocatoria, publicada el jueves en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA), se corresponde con las previsiones de los Planes Técnicos de Caza aprobados para estas zonas, según informó la Junta.

La actividad cinegética se desarrollará en esta temporada en las cuatro Reservas Andaluzas de Caza (Cazorla y Segura, en la provincia jienense; y Serranía de Ronda, Sierras de Tejeda y Almijara, y Serranía de Cortes de la Frontera, en Málaga) así como en 30 cotos de las provincias de Jaén (14), donde más, Almería (6), Cádiz (4), Córdoba (3), Granada (2) y Sevilla (1) que gestiona el Gobierno andaluz. Los interesados en acceder a la toda información y las solicitudes de estas adjudicaciones pueden hacerlo a través de la web de la Consejería de Desarrollo Sostenible y de la página de la Agencia de Medio Ambiente y Agua -Amaya-. Ambos espacios en Internet irán recogiendo las fechas y demás datos de relevancia relacionados con los sorteos y subastas de las autorizaciones.

Según recoge el BOJA, los permisos se adjudicarán mediante sorteo o subasta para las diferentes modalidades de caza. En concreto, se realizará ambas actuaciones para la adjudicación de autorizaciones relativas a las Reservas Andaluzas de Caza y cotos de titularidad pública en las modalidades de recechos de trofeos, representativos, selectivos, recechos de hembras, recechos/aguardos de jabalí.

Por el contrario, sólo se gestionarán mediante subasta las posibilidades de cazar en puesto fijo de zorzal y paloma; caza en mano de liebre, conejo y perdiz; perdiz con reclamo; caza en mano de jabalí y lotes completos de monterías, batidas y ganchos. El objetivo de la gestión de estos terrenos es fomentar una actividad cinegética compatible con la conservación de la biodiversidad.