El Banco de Células Madre estrena nueva sede y trabaja en dos proyectos de leucemia infantil

Las instalaciones están ubicadas en el Parque Tecnológico de la Salud de Granada y han contado con una inversión final de 3,5 millones de euros La consejera de Salud anuncia una patente para la diferenciación celular

MIGUEL ALLENDEGRANADA

Andalucía se ha subido definitivamente al carro de la investigación biomédica más puntera del país, con la puesta en marcha de las nuevas instalaciones del Banco Andaluz de Células Madre. Éstas se ubican en el Centro de Investigaciones Biomédicas que depende de la Universidad de Granada y que se enclava en el Parque Tecnológico de Ciencias de la Salud (PTS). El Banco Andaluz de Células Madre es ya un centro de referencia nacional, en el que sus investigadores trabajan en seis proyectos diferentes de alcance internacional y cuya denominación resulta imposible traducir para cualquier persona no experta en este campo de la ciencia. Cinco están subvencionados por la Junta de Andalucía y otro más por la Fundación José Carreras. Los dos que dirigen Pablo Menéndez Buján e Isabel Nieto están relacionados con leucemia infantil.

Pero los citados trabajos no son los únicos. El equipo investigador que dirige Menéndez Buján, trabaja para sacar adelante una patente sobre la utilización del láser para una mejor diferenciación celular y en poco tiempo suscribirá un convenio con una firma sueca para duplicar el número de líneas celulares con las que investigar, con una veintena más. Igualmente, el Banco trabaja también en un acuerdo con clínicas privadas de reproducción asistida para disponer de un mayor número de preembriones con los que poder investigar.

Así, al menos, lo anunció ayer la consejera de Salud, María Jesús Montero, durante la presentación de las modernas instalaciones del Banco. La responsable política estuvo acompañada del rector de la Universidad, David Aguilar, y del director del equipo de investigadores del centro, Pablo Menéndez Buján. La consejera recordó que el proyecto de Banco Andaluz de Células Madre nació hace tres años y medio «y que da pasos de gigante para afianzarse como centro investigador en la vanguardia española y europea». También resaltó que este centro incorpora estrictos criterios internacionales de bioseguridad y equipos de última generación, algunos de los cuales son los primeros que se instalan en Europa.

Montero resaltó también el hecho de que el Banco Andaluz de Células Madre se ha convertido en «la piedra angular» del Programa de Terapia Celular y Medicina regenerativa, un conjunto coordinado de medidas legales, financieras, de infraestructura y de organización que han sido articuladas «con el objetivo de situar a Andalucía a la vanguardia de las investigaciones en células madre a escala nacional e internacional», señaló la consejera.

Pero más allá de lo anterior, remarcó Montero, supone avanzar en el conocimiento de enfermedades que hoy por hoy no tienen cura -diabetes, cáncer o patologías neurodegenerativas- y que afectan a millones de personas.

Funciones

El Banco Andaluz de Células Madre se constituye así como referente nacional en lo que al almacenamiento, gestión y control de calidad de este material celular se refiere y en virtud del acuerdo firmado en julio de 2004 entre la Consejería de Salud y el Ministerio de Sanidad, «que posicionó a esta entidad como nodo central del Banco Nacional de Líneas Celulares».

Las funciones que desempeña se centran en investigaciones con líneas celulares generadas en óptimas condiciones, para lo cual ha sido encargado de producir, almacenar, custodiar y gestionar las que proceden de preembriones no viables parala fecundación 'in vitro' o de otras fuentes de células madre. Montero, en este capítulo, resaltó igualmente la importancia de las investigaciones que lleva a cabo el Banco para el desarrollo posterior de estudios que tengan una aplicación clínica, «como cultivos celulares que posteriormente se puedan trasplantar a personas que lo necesiten».

Otro aspecto decisivo resaltado por Montero, fue la ubicación del Banco en el PTS, su proximidad al nuevo Hospital Clínico, y a empresas de investigación biomédicas punteras «al objeto de sumar conocimientos, equipos de investigación y por lo tanto, trabajar en la mejora de la calidad de vida de los ciudadanos de Andalucía».

El director del Banco, Pablo Menéndez, dejó claro por su parte que la entidad de investigación que dirige cuenta con una tecnología de la que no dispone nadie, ni en España ni en Europa. Tras repasar una por una las instalaciones con las que cuenta, Menéndez destacó en especial el laboratorio de biología molecular y bioquímica, donde se puede cultivar no sólo células madre embrionarias sino también adultas, diferentes tejidos procedentes del líquido amniótico, médula ósea y cordón umbilical, entre otros.

El director del Banco resaltó también la existencia en el mismo de un animalario, donde se llevarán a cabo «estudios en modelos en vivo», imprescindibles a su juicio para poder aplicar los experimentos que sirvan para estudiar la medicina regenerativa.

Socio esencial

El rector de la UGR, David Aguilar, resaltó por su parte que la Consejería de Salud es un socio «esencial» en el PTS y en particular en los proyectos universitarios «como se demuestra en multitud de colaboraciones». Y en especial, a su juicio, en el proyecto del Banco Andaluz de Células Madre. «Nos comprometimos a ubicarlo en instalaciones propias y en seno del PTS, en el momento que fuera posible», dijo Aguilar para señalar acto seguido que el edificio del Centro de Investigaciones Biomédicas se convertirá en poco tiempo en referente de todo el país.

miguelallende@ideal.es