Rincones que buscan la salvación

En esta calle peatonal Fuente de los leones fue donde se construyó el primer refugio antiaéreo. /ENRIQUE
En esta calle peatonal Fuente de los leones fue donde se construyó el primer refugio antiaéreo. / ENRIQUE

18 proyectos se redactaron en Linares para la construcción de refugios antiaéreos | No se conservan estos espacios como tal, pero sí existe documentación en el Archivo Municipal que explica cómo se gestaron y cuál fue su ubicación

JÉSSICA SOTOLINARES

Habría que hacer un ejercicio de imaginación para recordar en Linares aquellas infraestructuras que tuvieron gran importancia hace algunas décadas para el conjunto de la ciudadanía. El paso del tiempo ha hecho que se hayan perdido no solo edificios históricos, (el más reciente el mercado de abastos de Santiago que como consecuencia de un temporal de viento y lluvia se derrumbó casi por completo hace poco más de un año), sino también otros emplazamientos que fueron de máxima utilidad durante un episodio determinado de la historia de España.

Hablamos de los refugios antiaéreos que se construyeron para salvar a la población durante la Guerra Civil. Por casualidad y mientras procedía a la reordenación del Archivo Histórico Municipal de Linares, el actual director del Archivo, Luis Rabaneda, encontró documentación del libro de Actas del Comité de Defensa Pasiva Antiaérea en el que se recogían los proyectos de estos y se daba fe de que hubo un gran números de refugios antiaéreos.

Esto le sirvió a Rabaneda para iniciar un trabajo de investigación que luego plasmó en el artículo y conferencia que pronunció en el I Congreso de Historia de Linares, celebrado en abril de 2008. Bajo el título 'Datos para la construcción de la guerra civil en Linares: el comité de defensa local pasiva antiaérea (1937-1939)' relata cómo vivió Linares esta época citando también a otros autores y centrándose en estos espacios urbanísticos.

Sin señalización

Hay que lamentar que, hoy en día, no existe señalización alguna de estos lugares por lo que tampoco se programan visitas. Pero hagamos un poco de historia. «El encendido diario de Manuel Maña Parejo pone de manifiesto el larvado clima de confrontación y sospechas en una ciudad, Linares, que estalla con violencia, a poco transcurridos quince días del alzamiento», según recoge la investigación de Rabaneda. Así, Linares será ocupado el 28 de marzo de 1939 y cuatro días después la guerra había terminado.

No obstante, y volviendo a retroceder en el tiempo, estos lugares estuvieron más que justificados porque «si Jaén es después de Guernica la ciudad española más castigada, Linares y Andújar darán cuenta, respectivamente, de un elevadísimo número de ataques aéreos precisamente por su mayor proximidad a los frentes de batalla de Córdoba», añade Rabaneda. A esto hay que sumar que Linares contaba con un importante nudo ferroviario que suponía en aquellos años la Estación Linares-Baeza. En este lugar se produce uno de los episodios más negros de la guerra civil en Linares con un ataque se que cobró la vida de diez personas y la estación quedó destrozada, el 6 de marzo de 1939.

Con este y otros ataques se valoró la necesidad de constituir en Linares un Comité Local de Defensa Pasiva Antiaérea, que quedó formalmente constituido el 17 de julio de 1937. A través de él se perseguía «crear y desarrollar sistemas de alerta y protección de la población civil contra ataques aéreos, atención a heridos y, fundamentalmente construcción de refugios», apunta la investigación.

Como curiosidad, y haciendo referencia al estudio realizado por Rabaneda, de una primera averiguación en los archivos municipales de los partidos judiciales más importantes de la provincia, resulta que «Linares es la única ciudad en la que se conserva testimonio de la existencia de esta Junta Local de Defensa», suscribe. También se constata la existencia de una red de refugios antiaéreos. Fue el técnico municipal Juan Maeso que, en calidad de aparejador municipal en el Comité Local de Linares, el encargado de los proyectos de construcción de los refugios antiaéreos en Linares.

Detectada y aprobada la necesidad, su construcción no fue nada fácil. La ciudad no cuenta con cemento ni madera para fortificar en un terreno que resultaba inestable por la abundancia de agua. Tampoco se contaba con mano de obra suficiente, ni de transporte para realizar los movimientos de tierra que se emprenden. Igualmente, las herramientas empleadas se declararán inservibles «por el intermitente uso que de ellas se hace», indica Rabaneda.

Solventados los problemas, en Linares fueron 18 los proyectos presentados de construcción de refugios. De estos, solo se conservan expediente de cinco. Además, el Libro de Actas de la Junta Local de Defensa arroja que se construyeron puestos de socorro: Casa de Socorro, hospital municipal, hospital de calle Alonso Poves y el edificio de la Cruz Roja son algunos de ellos.

Volviendo a los refugios, el proyecto del primer refugio que habrá de construirse en Linares estaba ya redactado en marzo de 1938 y con él se quería proteger a uno de los grupos de población más vulnerables, como eran los escolares del Instituto de Enseñanza Secundaria en la calle Pontón.

Como el dinero no era suficiente, la Junta Local de Defensa linarense se ve obligada a establecer una medida impositiva que no gustó a la ciudadanía y que repercutía directamente en las actividades económicas e industriales. Los sellos 'pro-refugio', de valor comprendido entre los cinco y cincuenta céntimos de peseta, gravaron las arrobas de vino, el comercio, los hoteles, fondas y posadas y hasta los espectáculos públicos.

Así, el primero que se construyó fue en lo que en la actualidad es una calle sin salida perpendicular a la calle Pontón. Este tenía unos 200 metros de longitud, una entrada por el mencionado Instituto de Enseñanza Secundaria y la otra a la altura de la conocida Fuente de los Leones. También se situaron en la calle Tetuán, El Pilar, Sixto Cámara, Fuente del Pisar, Guillén, en la plaza San Francisco con dirección a Teniente Ochoa, Sagunto, Santiago, en varios solares de la calle Glorieta y la lista sigue con otros muchos más. Espacios que jugaron un papel decisivo en la historia y que el tiempo borrado en Linares.

Temas

Linares