Actuaciones de mantenimiento y mejora en la plaza de toros

Sustitución de las tablas en uno de los burladeros de la plaza./ENRIQUE
Sustitución de las tablas en uno de los burladeros de la plaza. / ENRIQUE

Sin modificar su aspecto exterior, el coso de Santa Margarita se prepara para albergar el festejo taurino previsto con motivo de la Feria de San Agustín

ALMUDENA GARRIDO LINARES

La plaza de toros de Linares, también conocida como el coso de Santa Margarita, lleva desde finales de julio sometiéndose a una serie de actuaciones de mantenimiento de cara a la próxima Feria, cuando tendrá lugar el 28 de agosto el único festejo taurino que anuncia a Curro Díaz, José María Manzanares y Roca Rey. Por eso, y como todos los años, la Plaza se somete a una serie de remodelaciones. «Se están realizando la rotulación de ciertos espacios como la fase de repintado del número de las escaleras, y la pintura en general. Esta actuación se acomete todos los años, pero éste en especial necesita más remodelación, siempre sin afectar al aspecto de la plaza, que no se ve modificado», detalló el arquitecto Miguel Ángel Díaz Lorite. La restauración de ciertos elementos se lleva a cabo en mayor profundidad debido a que algunos han sufrido más durante el invierno como pueden ser las tablas del ruedo, destintadas por la lluvia; así se han sustituido sesenta tablas grandes. También se ha llevado a cabo el mantenimiento de todos y cada uno de los accesos y del callejón.

En cuanto al burladero, Díaz comentó que «los tendidos 1 y 3 se han restaurado, especialmente el 3, puesto que es donde se colocan las cuadrillas de los matadores y es donde más embisten los toros y estaba muy dañado». Además, añadió que «una de las novedades es que se ha habilitado una puerta para los servicios entre los tendidos de sol y sombra».

En cuanto a la electricidad, todo el cuadro eléctrico se ha modificado, así como el alumbrado del patio de caballos que se ha sustituido por bombillas LED en un tono cálido con un nivel adecuado de color. También se intensifica el hidrófago en la piedra para evitar humedades, el cual, «nos está yendo muy bien, por lo que también se aplicó en los túneles de acceso que este año han tenido más deterioro», aseguró el arquitecto.

En definitiva, una puesta en valor por uno de los lugares más emblemáticos de la ciudad de Linares, visitado por todos los turistas que acuden a la ciudad

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos