«Todos tenemos parte de culpa»

Basura fuera del contenedor, a mediodía del pasado sábado, en la calle Puerta del Sol. /L. CÁDIZ
Basura fuera del contenedor, a mediodía del pasado sábado, en la calle Puerta del Sol. / L. CÁDIZ

Las federaciones de vecinos insisten en el empeoramiento del servicio de recogida de basura | Reconocen que hay vecinos poco cívicos, pero señalan a la empresa y al Ayuntamiento como los principales culpables de la situación actual

LORENA CÁDIZJAÉN

Son las dos de la tarde. En la calle Puerta del Sol, los contenedores de reciclaje de papel ya rebosan de cajas. La gente las deja fuera, y aprovechando que la imagen ya es fea, el que tiene que dejar un mueble y hasta una jaula de pájaros, lo hace allí mismo. Es una zona comercial, junto a la calle Millán de Priego y frente al Pilar del Arrabalejo. Por allí, hasta que llegue el servicio de recogida de basura, pasarán muchos viandantes, y todo apunta a que la situación irá empeorando con las horas.

Es solo un ejemplo, pero como este caso, hay miles, solo hace falta darse un paseo por la ciudad. En el casco histórico, en pleno centro, en zonas turísticas, comerciales... Da igual. Son muchas las calles de la ciudad en la que se ven las bolsas de basura fuera de los contenedores y, a veces, los contenedores llenos (casi siempre los de reciclaje), y en otras vacíos.

Y, ¿quién es el culpable? La empresa concesionaria del servicio de recogida de basura, FCC, dijo la semana pasada que las deficiencias que existen en la recogida se deben al comportamiento ciudadano. Concretamente se dijo, en la comisión para el control de las empresas concesionarias, que a la población jienense le resulta más difícil que a otras donde opera FCC adaptarse al nuevo sistema de carga lateral, es decir, sin operarios a pie de camión, o en menor número, para introducir la basura en los contenedores, por lo que los residuos que no estén dentro de ellos, se quedan allí. «En definitiva, lo que ha dicho la empresa es que los jienenses no depositan adecuadamente la basura», según denunció el concejal de Jaén en Común, Manuel Montejo, tras la reunión.

Pero, ¿qué opinan los vecinos? La presidenta de la federación de vecinos OCO, Josefa Alcántara, comienza asegurando que llevan veinte días esperando una reunión con el concejal de Mantenimiento Urbano, Juan José Jódar y el concejal de Participación Ciudadana, Manuel Heras, además de con los otros dos presidentes de federaciones vecinales, «para que nos digan el servicio que se presta en cada barrio, por qué hay menos contenedores, por qué por ejemplo los muebles se quedan una semana en la calle... Hay una dejadez total», dice la Alcántara y reconoce que los vecinos tienen buena parte de culpa.

Respecto a los nuevos contenedores, reconoce que han recibido quejas «por la fuerza que hay que hacer con el pedal y a la vez tener que subir la bolsa de basura, que no todo el mundo puede», por eso plantea que se mezclen los contenedores nuevos con los antiguos. «Por una razón u otra, la verdad es que la situación está peor que antes. También los contenedores de reciclaje están ahora llenos y no se retiran como antes».

«Todos tenemos nuestra parte de culpa, pongámonos la mano en el pecho», dice Antonio Lozano, presidente de la federación 'Más voluntades'. «El Ayuntamiento y el servicio de recogida son los principales culpables» de que la ciudad esté sucia, asegura. Y a eso se añaden, vecinos con falta de civismo, explica Lozano.

La clave para tratar de buscar una solución es «tomarse en serio este problema, y los partidos no tienen verdadera voluntad política». Entre otras cosas, Lozano plantea una «verdadera formación al ciudadano». «Desde nuestra federación ya hemos pedido más de una vez campañas de sensibilización al ciudadano, en la que se indiquen los horarios y los puntos donde depositar la basura, sobre todo en las zonas donde haya más problemática», explica el presidente, que pide también que se multe a quienes no respeten las normas.

«Lo cierto es que servicio de limpieza de esta ciudad deja que desear. Entendemos que la orografía es complicada, pero debería de darse una vuelta a determinadas horas para ver aquello que no se ha quedado limpio o donde se ha sacado la basura después de las horas acordadas. A lo mejor, en esa segunda vuelta, pillan a alguien in fraganti, y se interpone una sanción». «Lo que hay que tener claro es que la ciudad es nuestra segunda casa y como tal, hay que cuidarla», dice Lozano.

Tres culpables

«El estado de suciedad es una combinación de tres factores: los vecinos, que tenemos que asumir nuestra parte de culpa, que la tenemos. La concesionaria, que es la encargada de mantener un servicio de calidad. Y el Ayuntamiento también, que es quien debe de ejercer el control de la concesionaria, para que cumpla», dice el presidente de la federación de vecinos 'Ciudadanos por Jaén', Antonio Guerrero.

«Aquí todo el mundo debe de aplicarse el cuento», insiste, y para empezar, «el Ayuntamiento debe de aplicar un control férreo a la concesionaria para que se cumpla lo que viene en el pliego de condiciones», dice el presidente, que asegura tener constancia de que el Ayuntamiento comenzó hace quince días con la política de sanciones a los vecinos que no cumplen las normas establecidas para depositar la basura.

«Sabemos que incluso están revisando las bolsas de quienes las dejan fuera del contenedor, en sitios indebidos o fuera de horario, para averiguar de que vecinos se trata, y así poder sancionarlos. Esto es algo que debería de hacerse con más frecuencia».

«Esta ciudad ha adolecido siempre del problema de limpieza. Y en los últimos meses se ha notado un cambio para peor. No se cubren ciertas calles y sabemos que habido ajustes en los horarios de los operarios, y eso ha empeorado el servicio», continúa Guerrero, que reconoce que los vecinos tienen que asumir su parte de culpa y dejar las bolsas dentro de los contenedores, y en el horario establecido.

Fotos

Vídeos