Las organizaciones agrarias claman contra la nueva normativa sobre 'venta a pérdidas'

El aceite de oliva es uno de los productos usados como reclamo a menudo por los supermercados./EL CORREO
El aceite de oliva es uno de los productos usados como reclamo a menudo por los supermercados. / EL CORREO

«Es inútil para proteger al sector productor» y piden la prohibición de esta práctica que perjudica especialmente a productos como el aceite de oliva

Miguel Ángel Contreras
MIGUEL ÁNGEL CONTRERASJaén

El aceite de oliva es uno de los productos usados por los supermercados como reclamo para atraer clientes y así aumentar sus ventas. Hasta el extremo de que en ocasiones llegan a ofertar el litro por debajo de su precio de coste, algo que no es legal en España. Es la llamada venta a pérdidas, que suele tener entre sus productos estrella al denominado 'oro líquido'.

El pasado viernes se aprobó un Real Decreto por parte del Consejo de Ministros que «no responde a la reclamación del sector, que pide su prohibición efectiva en la Ley de la Cadena Alimentaria. Así se expresaron ayer las asociaciones agrarias Asaja, Coag, Upa y Cooperativas Agro-alimentarias, considerando «compleja, subjetiva y arbitraria» la nueva normativa que prohíbe la venta a pérdidas en el sector agroalimentario y vaticinan serios problemas jurídicos para que cualquier posible infracción derive en apertura de expediente.

En concreto, las organizaciones agrarias y cooperativas consideran que se ha dado un paso hacia «atrás inaceptable» en la eliminación de esta práctica, al tiempo que lamentan que se hayan impuesto las tesis del Ministerio de Industria frente a las de Agricultura. Asaja, Coag, UPA y Cooperativas Agro-alimentarias subrayan en un comunicado conjunto que se ha legislado en contra de las propuestas del sector agrario, ya que habían pedido que su prohibición se realizara vía modificación de la Ley de mejora de la Cadena Alimentaria y finalmente se ha producido en un Real Decreto-Ley de Medidas Urgentes para el Impulso de la Competitividad Económica en la Industria y Comercio.

Antes bastaba con vender más barato de lo que se compró, ahora se debe demostrar que es «desleal»

De esta forma, consideran que se ha dado un paso atrás, ya que antes de la sentencia del Tribunal de Justicia de la UE era una prohibición general de venta a pérdida al consumidor y bastaba con demostrar que el precio de venta era inferior al precio de compra, pero ahora no sólo debe darse esto último sino que hay que demostrar que la práctica tiene carácter desleal.

Así, las organizaciones consideran que se complica «enormemente» la denuncia de esta práctica porque la norma gana en «complejidad, subjetividad y arbitrariedad» y creen que es «inútil» para proteger al sector productor, que queda fuera del ámbito de esta normativa, hecho que se hubiera subsanado de haberse introducido en la Ley de cadena.

Por último, señalan que los supuestos que definen la deslealtad de la práctica son «interpretables» y generan «indefinición jurídica», lo que hace más difícil la aplicabilidad de la norma.

 

Fotos

Vídeos