Fuerte malestar en el Puente de Sierra, sin agua pese a las promesas

Tuberías para conectar el Puente de la Sierra con la red general de agua de Jaén, en 2004. /C. MONDÉJAR
Tuberías para conectar el Puente de la Sierra con la red general de agua de Jaén, en 2004. / C. MONDÉJAR

La asociación de vecinos suspenderá las fiestas del barrio en solidaridad con los vecinos afectados, si no hay solución ya

José M. Liébana
JOSÉ M. LIÉBANAJAÉN

Llevan tres meses con los grifos llenos solo de anuncios y promesas, por lo que la asociación vecinal Puensi, del Puente de la Sierra, ha estallado. En un duro escrito enviado este martes, tras la reunión de su junta directiva del pasado domingo, dicen sentirse «engañados» y arremeten contra el Ayuntamiento de Jaén por «mentir» y faltar a su palabra. Recuerdan que las concentraciones de protesta previstas para el final de la pasada campaña electoral las suspendieron a instancias del gobierno municipal, que les garantizó una solución inmediata que no ha llegado. De ahí que Puensi anuncie la suspensión de las fiestas de esta conocida zona residencial de las afueras de Jaén, si no llega el agua en esta semana.

La asociación de vecinos ha remitido el escrito directamente al alcalde en funciones, Javier Márquez, y en él critican sobre todo a los concejales de Mantenimiento Urbano y Hacienda, con quienes hablaron hace unos días, «jugando con esta asociación, engañando a sus dirigentes, haciendo promesas que no van a cumplir». «Desde la mentira y el engaño no se puede gobernar la ciudad», afirman.

Relatan que pasadas dos semanas de lo acordado, siguen si agua. «Con palabras muy técnicas venían a decir que no querían concentración - la primera estaba prevista para el día 20 de mayo, ante el Ayuntamiento - y, de una manera diplomática, nos obligaron a que no se llevara a cabo las concentraciones previstas, antes de las elecciones».

Y concluyen que si en el transcurso de esta semana no se ha firmado el documento entre el Ayuntamiento y el propietario del pozo del que se han abastecido durante años, Rafael Alcántara, suspenderán las fiestas en solidaridad con los vecinos afectados por el corte de agua. «No vemos conveniente que un gran número de viviendas se encuentren cerradas y sus vecinos no puedan disfrutar de ellas en el período vacacional», señalan en referencia a que es en verano cuando más población registra del Puente de la Sierra.

Antecedentes

El problema del suministro de agua a esta zona no es nuevo, pero esta vez se ha enquistado. El propietario del pozo concesionado por el Ayuntamiento interrumpió el suministro hace tres meses, cuando expiró el último acuerdo, debido a la deuda municipal, los gastos de extracción y la falta de una solución definitiva. Puensi exige también una solución definitiva y que el Ayuntamiento habilite una línea de agua potable para dar cobertura al millar de residentes de la zona, máxime cuando existe una red de tuberías municipal, construida hace una década y media, que conecta con la red general de agua de la ciudad.

Una semana antes de las elecciones municipales del pasado 26 de mayo, representantes de la asociación de vecinos se reunieron con los concejales y con el propietario del pozo y vieron buena voluntad por ambas partes (el Ayuntamiento aseguró que la nueva concesión del pozo estaba hecha y que trabajaban «de la mano para solventarlo cuanto antes»), por lo que decidieron desconvocar las protestas.