Comienzan las mediciones para unir el parking de la Constitución con el solar de Simago

Mediciones pintadas en el suelo ante el solar de Simago, en la calle San Clemente./L. CÁDIZ
Mediciones pintadas en el suelo ante el solar de Simago, en la calle San Clemente. / L. CÁDIZ

Si Cultura da el visto bueno a la intervención, las obras se iniciarán tras la Navidad y permitirán construir un bloque de pisos y un aparcamiento de tres plantas

Lorena Cádiz
LORENA CÁDIZJAÉN

Medidas pintadas en rosa fucsia 'adornan' el acerado y la calzada desde el comienzo de la calle Roldán y Marín, en el cruce con las calles Rastro y Madre Soledad Torres Acosta, hasta la calle San Clemente, justo delante del solar donde estuvo Simago, y pasando por la plaza de la Constitución. Son mediciones técnicas que servirán para elaborar los proyectos con los que se llevará a cabo la obra en el solar de Simago, según ha confirmado el abogado de la empresa hasta ahora propietaria del terreno, Serrano Gámez, que en estos momentos está pendiente de las escrituras para formalizar la venta de los mismos a la empresa Solpriga, que será la promotora de la obra.

Se trata de una intervención, que tal y como se acordó a comienzos de año con el Ayuntamiento y la empresa que gestiona el parking de la plaza de la Constitución (Interparking), permitirá la construcción de viviendas y un aparcamiento subterráneo de tres plantas, de las que una será para los propietarios del de las viviendas, otra para Interparking y otra para el Ayuntamiento que la cederá a la concesionaria del aparcamiento de la Constitución durante 50 años para su explotación.

Una operación a la que el Ayuntamiento dio el visto bueno, ya que por un lado amplía su propiedad y por otro da solución a un solar céntrico y abandonado, después de once años desde que se demoliera el edificio que durante décadas ocuparon los grandes almacenes.

Falta por ver qué dice la Delegación de Cultura de la Junta de Andalucía, que también tiene que dar su visto bueno, al tratarse de una zona afectada por el Plan Especial de Protección y Reforma Interior del Casco Histórico (PEPRI). Si todo va como está previsto y Cultura emite informe favorable, es probable que las obras comiencen «después de Navidad».

Conexión en el subsuelo

La idea es que los vehículos puedan acceder desde parking de la Constitución a la calle San Clemente porque estarán conectados en el subsuelo. Con ello se resolvería el principal escollo que para construir viviendas en dicho espacio: el acceso rodado, ya que tanto la plaza de la Constitución como la calle San Clemente son peatonales.

El antiguo edificio de Simago fue demolido a finales de 2007. En 2011, durante el gobierno municipal de PSOE e IU, el Ayuntamiento otorgó licencia a su propiedad, la empresa Serrano Gámez, para construir 45 viviendas de lujo, dos plantas de locales comerciales oficinas y otras dos plantas de aparcamiento bajo rasante con un centenar de plazas. Esto último obligaba a reabrir al tráfico, aunque fuera parcialmente, la calle San Clemente.

El proyecto se vio paralizado en 2014 cuando el Ayuntamiento, ya con gobierno del PP, declaró la caducidad de la licencia de obras otorgada en 2010. Serrano Gámez recurrió a los tribunales, que le dieron la razón a mitad de 2016. El Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 1 de Jaén ordenó que debía anularse la resolución municipal sobre caducidad de la licencia, por estar fundada en una serie de requerimientos que en su conjunto no se ajustaron a derecho.

Serrano Gámez terminó vendiendo el solar a Solpriga, empresa promotora que colabora con la constructora Vialterra y el estudio de arquitectura Mapea, y que en Jaén ha hecho un edificio de 79 viviendas, otro de 14 VPO en el mismo y termina un tercero de 48 VPO, todos en el barrio del Bulevar. También ha construido en Úbeda y Villanueva del Arzobispo y, fuera de la provincia, en varias ciudades andaluzas.

El solar vacío en pleno centro, con pintadas, residuos y algún incendio, ha sido motivo de queja frecuente. La Federación Empresarial de Comercio y Servicios ha reclamado en varias ocasiones una solución. De ahí varias iniciativas municipales, como la propuesta en 2015 para convertir la zona en comercial y de servicios, conectando el solar por detrás con el mercado de San Francisco, a través de una plaza de nueva construcción en lo que ahora es el extremo de la calle Joaquín Tenorio. La propuesta era más global e incluía la peatonalización del entorno, acometida en noviembre pasado.

Fotos

Vídeos