Agricultores se forman para pilotar drones y usarlos en la agricultura de precisión

Agricultores se forman para pilotar drones y usarlos en la agricultura de precisión

"Se trata de una agricultura que permite ahorrar muchos costos al agricultor y que, además, es mucho más beneficiosa con el medio ambiente que la tradicional", ha manifestado el gerente de Asaja-Jaén

E.P.JAÉN

La primera promoción del curso de piloto profesional de dron de Asaja-Jaén ha comenzado a volar los dispositivos entre los olivares. Los alumnos, agricultores de la provincia, realizan así las prácticas y los exámenes previos para obtener el carné profesional de piloto de dron, homologado por la Agencia Estatal de Seguridad Aérea, con el que podrán dedicarse a la agricultura de precisión, bien para aplicarlo a sus propias fincas o como salida profesional.

La actividad, que se imparte gracias a un convenio entre la citada organización y las empresas Smart Flight y Hemav Training, ha contado con una primera parte de clases online, otra segunda de formación presenciales, de una semana en cada caso, y una tercera semana en la que los futuros pilotos practican de forma individualizada y realizan los exámenes.

El gerente y portavoz de Asaja-Jaén, Luis Carlos Valero, ha destacado que son "los primeros en formar a nuestros agricultores en algo con tanto futuro como es la tecnología dron y la agricultura de precisión". "Sabemos que es un mercado con mucha demanda y con mucho potencial en el olivar jiennense y, por eso, queremos estar preparados y bien formados", ha añadido.

Al hilo, ha recordado que, según la revista Forbes, la tecnología dron y todas sus aplicaciones "se coloca en el ránking como una de las cinco profesiones que más salidas tendrán en los próximos seis o siete años". De hecho, según ha comentado, las propias empresas que forman a estos alumnos tienen bolsas de trabajo porque les hacen falta profesionales formados en esta tecnología.

Valero ha aludido a la agricultura de precisión como un modo de hacer un análisis personalizado de todos los requerimientos del olivar y, así, aplicar los insumos necesarios "ni un miligramo más", para corregir carencias de agua, fertilizantes o fitosanitarios.

"Se trata de una agricultura que permite ahorrar muchos costos al agricultor y que, además, es mucho más beneficiosa con el medio ambiente que la tradicional", ha manifestado el gerente de Asaja-Jaén. La organización continuará organizando este tipo de cursos tras la recogida de aceituna y, ante la buena acogida del primero, espera que "sigan siendo muchos los agricultores que se adelanten al futuro más inmediato y obtengan su carné".