Las obras del Museo Íbero de Jaén "llevan el ritmo programado" y se encuentran casi al 40 por ciento, según la Junta

Ya se han terminado los trabajos de estructura metálica y este año se prevé concluir las cubiertas y los cerramientos así como ejecutar el cerramiento exterior de fachada

EUROPA PRESSJAÉN
Estado de las obras del Museo Íbero, el pasado febrero :: FRANCIS J. CANO/
Estado de las obras del Museo Íbero, el pasado febrero :: FRANCIS J. CANO

Las obras del Museo Ibero que se construye en la capital para ofrecer una amplia visión de una de las culturas autóctonas de mayor desarrollo en el sur y el levante de la península, la surgida como evolución del Bronce Final y Tartessos, se encuentran "casi al 40 por ciento" de su ejecución.

Según han precisado fuentes del Gobierno andaluz, ya se han terminado los trabajos de estructura metálica y este año se prevé, igualmente, concluir las cubiertas y los cerramientos así como ejecutar el cerramiento exterior de fachada. De esta forma, tal y como ha destacado el delegado de la Junta en Jaén, Felipe López, "lleva el ritmo que tenía programado".

"Es una apuesta muy importante para nosotros para salir al encuentro del turismo cultural con una propuesta muy sólida y creo que es una de las tareas que no se ha visto afectada en coyuntura de escasez de recursos que en general tenemos todos, familias, empresas, administraciones públicas... Pero las prioridades están establecidas y esta es una de las apuestas clave, junto con arquitectura defensiva, el Renacimiento, los parques naturales que van articulando no sólo la promoción del destino 'Jaén, Paraíso Interior' sino que ¿venga a qué? A muchas cosas: a disfrutar gastronomía, disfrutar de paisajes protegidos", ha explicado.

Las obras del Museo Ibero comenzaron el 3 de septiembre de 2009, cuando la entonces consejera de Cultura de la Junta, Rosa Torres, fue la encargada de poner la primera piedra de la nueva infraestructura que ofrecerá una amplia visión de una de las culturas autóctonas de mayor desarrollo en el sur y el levante de la península, la surgida como evolución del Bronce Final y Tartessos, que conoció su mayor esplendor entre los siglos V y III antes de nuestra era.

Según se indicó entonces, el futuro centro cultural, proyectado por los arquitectos Francisco Javier Sánchez Castro, Loreto Camacho Almansa y Fernando Mármol Hueso, se estructura en plantas sótano, baja, primera, segunda, tercera, cuarta y cubierta. En el sótano estarán los almacenes y la zona de mantenimiento e instalaciones.

La planta baja incorpora distintas puertas de acceso a nivel de la calle, con control, información y taquillas así como cafetería-restaurante y tiendas, y un gran vestíbulo central desde el que se accede a las salas de exposiciones. Además, en esta planta estará ubicada la recepción de los bienes culturales y los talleres de restauración.

En la planta primera estará situado el salón de actos, salas de exposiciones permanentes y temporales así como el área de administración. La planta segunda se dedica a sala de exposiciones permanentes, biblioteca y zona de administración. En la planta tercera se encuentra la última sala de exposiciones permanentes, así como la zona de instalaciones que también está ubicada en la planta cuarta.

La base de la colección estará constituida por los fondos íberos del Museo Provincial de Jaén, entre los que se incluyen los conjuntos escultóricos de El Pajarillo de Huelma y el de Cerrillo Blanco de Porcuna. Si el proceso de ejecución del museo, que tendrá una superficie construida de 10.652 metros cuadrados en el solar de la antigua prisión provincial de Jaén, mantiene el ritmo actual, se prevé que abra sus puertas en el primer semestre del año 2012.