Más de mil bomberos luchan contra los incendios en Portugal

Los bomberos siguen de cerca la evolución del fuego en el centro de Portugal./AFP
Los bomberos siguen de cerca la evolución del fuego en el centro de Portugal. / AFP

El fuego ha dejado ocho heridos en la misma región del país donde en 2017 murió más de un centenar de personas

COLPISA/AFP

Más de un millar de bomberos luchan este domingo en Portugal contra los incendios, que han dejado ocho heridos en una región montañosa del centro del país donde el fuego mató a un centenar de personas en 2017.

Uno de los heridos, un civil que se encontraba en un estado grave, fue evacuado en helicóptero a Lisboa, confirmó el comandante de Protección Civil de la región del centro del país, Luis Belo Costa, en un encuentro con la prensa. Tres de los siete bomberos heridos de levedad se accidentaron en una colisión entre dos vehículos.

De madrugada, más de 1.100 bomberos y 400 vehículos luchaban contra las llamas, según el sitio de Protección Civil. El ejército portugués anunció también el envío de refuerzos. El Estado Mayor del ejército enviará a 20 militares y cuatro máquinas para «abrir vías con el fin de facilitar el acceso de los bomberos», según un comunicado de las fuerzas armadas.

Aviones y helicópteros

El sábado se desplegaron una veintena de aviones y helicópteros antiincendios pero los vuelos se interrumpieron al caer la noche, en esta región montañosa y cubierta de bosques donde 114 personas murieron en una ola de mortíferos incendios, en junio y octubre de 2017, una catástrofe por la que Portugal aún está traumatizado.

Los incendios forestales, atizados por violentos vientos, se declararon la tarde del sábado en tres frentes en zonas de difícil acceso de la región de Castelo Branco, 200 km al norte de Lisboa.

Uno de los tres incendios, el que resultaba más amenazador el sábado, quedó contenido en un 90%, anunció el comandante Belo Costa; pero el segundo, en el distrito de Vila de Rei, generaba mayor preocupación durante la madrugada.

«La estrategia es lograr dominar los tres focos por la mañana. Es un objetivo ambicioso teniendo en cuenta el terreno en el que luchamos», reconoció, aunque las condiciones meteorológicas eran favorables.

El presidente de Portugal, Marcelo Rebelo de Sousa, expresó su «solidaridad con los cientos de personas que luchan contra el flagelo de los incendios», en un mensaje publicado en el sitio de la presidencia.

Debido al calor y a las fuertes borrascas, seis regiones del centro y el sur de Portugal entraron el sábado en alerta máxima por incendio.